Menú Buscar
La síndica de Barcelona, Maria Assumpció Vilà / EUROPA PRESS

La síndica se suma al 'pressing' del ayuntamiento por la funeraria 'exprés'

Maria Assumpció Vilà actúa de forma conjunta con el partido de Ada Colau para presionar al resto de partidos un día antes de votarse la creación de una empresa municipal

26.02.2019 17:40 h.
3 min

La síndica de Barcelona, la institución pública que tiene la función, entre otras, de supervisar la actuación de la Administración municipal y de los servicios públicos que penden de ella, se ha volcado con el proyecto de la funeraria exprés impulsado por el concejal Eloi Badia. La síndica se ha sumado a las presiones de BComú hacia el resto de grupos políticos para poder tirar adelante el proyecto, que se someterá a votación mañana miércoles en un pleno extraordinario monográfico sobre la cuestión. 

Después de que el equipo municipal investigara la semana pasada la empresa Serveis Funeraris de Barcelona, ahora es la síndica quien presume de haber abierto una investigación contra las funerarias tras la queja de una asociación de usuarios. Según explica en un comunicado la institución presidida por Maria Assumpció Vilà, lo ha hecho por una presunta falta de transparencia y precios abusivos en las empresas funerarias de la capital catalana. La síndica quiere comprobar si las empresas de este sector dan un trato objetivo a sus clientes.  

Quejas de la síndica

La defensora del pueblo asegura que ninguna de las tres empresas funerarias que operan en Barcelona se han adherido al arbitraje de consumo. Maria Assumpció Vilà también ha denunciado que el operador mixto mantenga el nombre inicial, Serveis Funeraris de Barcelona S.A., y su logo, "que induce a pensar a los ciudadanos que se trata de un servicio prestado por el consistorio", asegura la síndica. 

Así, la síndica se suma a la defensa de uno de los proyectos estrella de BComú pese a los escasos apoyos que ha cosechado la iniciativa entre el resto de grupos municipales. Un hecho inusual en una institución cuya función principal, además de velar por los derechos y libertades de los ciudadanos de Barcelona, es el de fiscalizar la gestión del gobierno municipal. 

Conexiones con BComú

Una fiscalización ya cuestionada después de saberse las conexiones existentes entre Maria Assumpció Vilà y el partido de la alcaldesa de Barcelona, donde uno de sus familiares trabaja como consejero de distrito para Barcelona en Comú.