Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Un conductor reposta su vehículo en una estación de servicio / EP

El sencillo método para saber cuánto consume realmente nuestro coche

Los datos facilitados por los fabricantes se basan en estimaciones que no tienen en cuenta las variables en torno a la utilización del vehículo y las distancias a recorrer

3 min

Los propietarios de un turismo tienen un sistema fácil de implementar y al alcance de su mano para conocer el consumo real de carburante del vehículo, al margen de los datos oficiales que facilita el fabricante. Basta con realizar un sencillo cálculo con los kilómetros recorridos una vez que se haya vaciado un depósito completo de combustible.

Para realizar la operación, en primer lugar se debe repostar en una gasolinera hasta llenar el tanque. Con la ayuda del cuentakilómetros parcial, que se pondrá a continuación a cero, se podrá saber el número de kilómetros que se han recorrido con la rutina habitual del conductor hasta el momento de volver a la gasolinera.

Llenar el depósito

La media del consumo se obtendrá al multiplicar los litros consumidos por cien y dividir el resultado entre los kilómetros recorridos que indicará el marcador parcial del vehículo.

La magnitud dará una idea muy fiel de cuál es el consumo real del vehículo puesto que la capacidad del depósito de combustible que indica el fabricante es exacta (con lo que la operación indicada anteriormente reflejará un resultado fiel) pero no sucede lo mismo con los datos que aporta sobre el consumo.

Estimaciones

En este último apartado, las cifras facilitadas por los fabricantes se corresponden con estimaciones que se llevan a cabo mediante simulaciones y no sobre el terreno, según recoge en un artículo el diario ABC.

De este modo, estas estimaciones no incluyen variables tales como la velocidad de circulación, la vía por la que se conduce o el número de pasajeros que transporta el turismo. Todos ellos tienen una influencia significativa en el consumo medio de un automóvil.

Aumento del tráfico

Con la llegada del verano y el periodo de vacaciones, el número de trayectos en vehículos privados se incrementa de forma notable y un buen número de ciudadanos utiliza su coche con mayor frecuencia que en el resto del año.

La aplicación de esta sencilla estrategia permitirá planificar de forma muy aproximada cuánto costarán los desplazamientos en coche, muy útil para completar el presupuesto de las vacaciones.