Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Imagen de la zona de aguas del Hotel Sofía, la estrella del portafolio de Selenta / CG

Brookfield ultima la compra de Selenta Hoteles

El 'asset management' canadiense, a punto de adquirir la cadena de Jordi Mestre, presidente del Gremi d'Hotels de Barcelona

3 min

Brookfield Asset Management ultima la compra​ de Selenta Hoteles, la cadena de Jordi Mestre, presidente del Gremi d'Hotels de Barcelona. La inversora inmobiliaria canadiense prepara la adquisición de la firma por entre 420 y 430 millones de euros. 

Lo ha avanzado Ejeprime, citando fuentes cercanas a la operación. Según estas voces, Brookfield se habría impuesto a Stoneweg-Bain y a Goldman Sachs en la puja por la compañía hotelera. En estos momentos, la operación se encontraría en la fase de due diigence, a la espera de cerrarse antes del 31 de julio. 

Los mejores hoteles

La compra de Selenta por parte de Brookfield significa que los activos de la hotelera catalana pasarán a manos de una inversora cotizada. Cambiarán de portafolio el Hotel Sofía y Expo Hotel, en Barcelona; el hotel Don Carlos, en Marbella y el resort Mare Nostrum, en Tenerife, pero no Expo Hotel Valencia, que no entra en la operación. 

El equipo de Selenta que pilota la venta lo dirige Albert Tomàs, director general de la cadena. Supervisa el proceso el propio Jordi Mestre, presidente de Selenta y propietario. Es también presidente del Gremi d'Hotels de Barcelona. 

Deuda de 200 millones

El acuerdo entre el grupo alojativo y la cotizada pivota sobre el principio de sale&leaseback, por el cual la firma seguirá al frente de la gestión de los activos que se traspasan. Globalmente, se moverán 2.200 habitaciones, con hoteles de tanto relumbrón como el Sofía y el Don Carlos, los dos de cinco estrellas. 

La categoría de los establecimientos no ha salvado su facturación el pasado ejercicio, por cuanto la pandemia del coronavirus gripó el turismo internacional y parte del nacional. La industria sigue sin recuperar su actividad prepandémica, con la variante Delta del virus arreciando y Selenta, cargada con una deuda de 200 millones de euros. El pasivo frustra una gestión solvente del activo. 

Selenta ya vendió el Nobu

De hecho, Selenta ya vendió uno de sus mejores activos a finales de 2020. Fue el Nobu, situado junto a la Estación de Sants, que adquirió la gestora de fondos Activum SG por 90 millones de euros, un precio que el mercado consideró demasiado elevado. Pese a ello, la inversora con sede en la isla de Jersey avanzó que continuaría buscando activos en el mercado barcelonés. 

En este caso, la operación es más ajustada a tarifas de mercado. Los 420 a 430 millones que ofrece Brookfield por la mayoría del portafolio de Selenta están en línea con las tarifas por habitación actuales y apenas tienen descuento. Desde el sector se considera positiva la venta, pues Selenta continuará en la gestión de los establecimientos que cambian de manos.