Menú Buscar
Ana Botin, presidenta del Banco Santander, en una imagen de archivo / EFE

El Santander rebaja a 1.200 los despidos tras la integración del Popular

El banco accede a a reducción de la cifra inicial de afectados por el ERE, aunque los sindicatos presionan para podar más la lista negra

2 min

Banco Santander accede a reducir la cifra de afectados por el ERE como consecuencia de la integración de Banco Popular. Sin embargo, la última propuesta de la entidad que dirige Ana Botín afecta a 1.200 personas, demasiadas según los sindicatos.

Según fuentes sindicales, la propuesta del Santander supone una reducción del 24% en relación a la propuesta inicial​ de 1.585 salidas mediante prejubilaciones y bajas incentivadas. El banco también ha aceptado mejorar las condiciones económicas de los colectivos afectados y ha igualado la oferta realizada en el ERE de 2016.

Insuficiente para los sindicatos

Así, ofrece prejubilaciones con un 80% del salario más 3.000 euros a los trabajadores con más de 15 años de antigüedad de entre 55 y 61 años con un convencio especial con la Seguridad Social hasta los 63 años. Para los empleados con 62 años o más, el banco cántabro sigue ofreciendo una anualidad más una prima de 3.000 euros.

En relación a las bajas incentivadas, Santander ha mejorado sus condiciones hasta 40 días por año trabajado con un máximo de 24 mensualidades más una prima de entre 25.000 euros y 3.500 euros en función de la antigüedad. Asimismo, en la reunión la consultora Lee Hecht Harrison ha presentado el Plan de Recolocación Externa contratado por Santander, con un compromiso de recolocación del 80% en los dos primeros meses, en España o en el extranjero, según el deseo de los interesados.

 

En cualquier caso, desde CCOO consideran que sigue habiendo recorrido para reducir el número total de salidas a pesar de que la cifra se haya reducido en casi 400 trabajadores desde la proposición inicial.