Menú Buscar
Josep Sánchez Llibre, presidente de Foment del Treball, durante un acto público / CG

Sánchez Llibre pone fecha al regreso de las empresas catalanas: antes de 2021

El presidente de Foment del Treball anuncia en Madrid una campaña en contra del proyecto de la ANC de registrar las empresas contrarias al procés

26.06.2019 15:27 h.
3 min

El presidente de Foment del Treball, Josep Sánchez Llibre, es persistente. Uno de sus objetivos al frente de la patronal es que regresen las empresas que trasladaron sus sedes sociales tras el complicado octubre de 2017, con la declaración de independencia. Sánchez Llibre, en un desayuno en el Fórum Europa de Madrid, ha señalado que ha hablado con muchas de esas empresas, y que, salvo los bancos, la mayoría volverá. “He hablado con muchas de ellas, y, por tanto, puedo afirmar que la situación puede ir normalizándose paulatinamente a lo largo de este año y de 2020”. Es decir, que confía en que antes del 2021 el grueso de esas compañías vuelva a Cataluña.

Pero Sánchez Llibre no se ha olvidado de las intenciones y de los mecanismos que el independentismo está poniendo en marcha. En un foro con la presencia de los ministros en funciones Magdalena Valerio, Reyes Maroto y Pedro Duque, además del presidente de la CEOE, Antonio Garamendi, el presidente de Foment ha anunciado una campaña en contra del proyecto de la ANC, que quiere registrar a las empresas que no sean favorables al procés.

Contra la medida de la ANC

La idea es realizar diversas “entrevistas” con las diferentes organizaciones de consumidores de Cataluña para que “sepan que estamos en contra de la medida”. También habrá encuentros con sindicatos y las autoridades de Competencia, tanto estatales como autonómicas. “Desde Foment planteamos una defensa total de todas las compañías catalanas, de fuera o multinacionales que están operando en nuestro territorio y vendiendo sus productos”, ha remachado Sánchez Llibre.

Pero Sánchez Llibre quería ofrecer también un mensaje y ha pedido que se facilite la investidura de Pedro Sánchez. Es necesario, ha asegurado, “un Gobierno con un apoyo parlamentario suficiente”, y, por tanto, ha pedido “a todos los partidos que no quieran unas nuevas elecciones generales que se abstengan en las votaciones a la investidura”.

También se ha referido al debate de fondo que en Madrid sigue muy vivo, sobre el papel del empresariado catalán durante el procés: “Niego la mayor”, ha señalado, cuando ha sido preguntado sobre la “cobardía” de esos empresarios, y ha insistido en que “los empresarios no estamos para hacer política, estamos para que la economía funcione e intentar influir”.