Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Josu Jon Imaz, consejero delegado de Repsol (izq.), y Antonio Brufau, presidente / EP

Repsol capta 750 millones de euros con bonos híbridos

La compañía aprovecha las buenas condiciones del mercado para fortalecer su posición financiera con un mínimo incremento de la deuda

2 min

Repsol ha cerrado una emisión de bonos híbridos por importe de 750 millones de euros, con un cupón fijo del 2,5% durante los seis primeros años, en los que la compañía tendrá la posibilidad de recomprarlos.

El grupo que preside Antonio Brufau ha aprovechado las condiciones favorables que ofrece actualmente el mercado para fortalecer su posición financiera con vistas a realizar próximas inversiones en su estrategia dirigida a crecer en el segmento de las energías renovables.

Sobredemanda

El instrumento de los bonos híbridos permite a la compañía recurrir a los mercados de renta fija sin elevar en exceso su endeudamiento, toda vez que estos productos computan como deuda y capital en un 50%, lo que también hará posible que Repsol mantenga sus calificaciones crediticias.

Los bonos, emitidos como deuda perpetua, contó con una demanda cercana a los 2.000 millones de euros, según indicaron a Europa Press en fuentes financieras. Las entidades encargadas colocar la emisión han sido Citi, UniCredit, Caixabank, Santander, JP Morgan, Deutsche Bank, Mizuho, NatWest Markets y Société Générale.

Éxito en las últimas emisiones

En junio del año pasado, Repsol ya cerró con éxito la colocación de bonos híbridos por 1.500 millones de euros, tras recibir en la operación una demanda de más de 12.000 millones de euros. Esa operación tenía por objetivo recomprar una emisión de 2015 de bonos de valores perpetuos a seis años por un importe de 1.000 millones de euros.

En todas las emisiones realizadas a lo largo del pasado ejercicio, que estuvo marcado por el estallido de la crisis sanitaria del Covid-19, la energética recibió demanda por varias veces la oferta en una señal del interés por parte de los inversores.