Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Barcelona: la logística como apuesta

El puerto de Barcelona sigue en cifras récord y aumenta su tráfico un 54%

Los cruceristas aumentan un 60% en enero, hecho que la autoridad portuaria atribuye a su estrategia de desestacionalización

3 min

El puerto de Barcelona registró un aumento del tráfico de mercancías del 54,5% en enero. El enclave de la capital catalana mantiene la tendencia de 2017 e inicia el año con cifras récord. En total, se transportaron 5,6 millones de toneladas. El movimiento de contenedores también creció a un ritmo alto, un 48% más que en el primer mes del año pasado, y se situó en 267.596 TEU.

El indicador que más se ha incrementado es el de los contenedores en trasbordo, descargados en el puerto para volver a embarcarlos hacia su destino final; han crecido un 178%. Las exportaciones han aumentado un 20%, mientras que las importaciones lo han hecho el 11,6%. El comercio exterior ha subido especialmente en Argelia (76%), México (38%), Vietnam (32,6%) y Marruecos (30%).

Desestacionalización de cruceros

Los cruceristas también han sido más. En concreto, el puerto de Barcelona ha recibido este enero a un 60% más de pasajeros en cruceros que el mismo mes de 2017. El balance se ha situado en 90.812 visitantes, mientras que el total de viajeros ha crecido un 39% y ha alcanzado los 150.472. A través de un comunicado, el puerto lo atribuye a su estrategia de desestacionalizar el sector y atraer a cruceristas en invierno.

El tráfico de vehículos también ha sido mayor al registrado a principios del ejercicio pasado. Se han canalizado un total de 61.000 unidades, lo que supone un aumento de un 12%. El gas natural ha sido el producto cuyo paso por el puerto de la capital catalana más ha subido, con un 193%, seguido de la gasolina (66%). Los sólidos a granel también han sufrido un importante ascenso, de un 121%, con el cemento, la potasa y los cereales y harinas como los que más han crecido. 

Huelga de amarradores

Los resultados de enero coinciden con el inicio de una huelga de tres días de los amarradores del puerto. El paro ha empezado a las 8.00 horas de este jueves, después de que el sindicato CNT rompiera la negociación con la empresa Mooring&Port Services por el despido de tres trabajadores. 

El sindicato defiende que los tres empleados se negaron a avituallar un barco, una actividad que no entra en sus competencias y para la que aseguran que no están formados ni capacitados. La empresa no se ha pronunciado sobre el conflicto, pero ha organizado una formación para sus trabajadores sobre el avituallamiento de barcos y transporte de personas.