Menú Buscar
La manifestación convocada este domingo por CCOO y UGT en Madrid para recuperar los derechos perdidos / EFE

Primera gran demostración de fuerza de los sindicatos de la legislatura

CCOO y UGT convocan una multitudinaria manifestación a favor de los derechos laborales mientras la ministra de Empleo afirma que les espera “en las mesas de trabajo”

4 min

Manifestación multitudinaria por el centro de Madrid este domingo. Los sindicatos han convocado la primera protesta de la legislatura a favor de los derechos laborales, un cajón en el que caben muchas reivindicaciones. Desde la derogación de la reforma laboral al impulso de una reorganización de los horarios laborales para facilitar la conciliación familiar.

UGT y CCOO habían amenazado con una nueva etapa de movilizaciones para cambiar lo que consideran que se trata de un marco legal pernicioso para los trabajadores, cuyos derechos se han visto debilitados tras la crisis, y la de hoy era la primera demostración de fuerza.

Crecimiento económico

El marco económico actual ya no requiere medidas extraordinarias que sirvan como venda en la herida de la destrucción de la ocupación y la oleada de cierres que marcaron los años más duros de la recesión.

Ahora, la economía española crece. El Gobierno central saca pecho de la fortaleza macroeconómica del país incluso ante las demandas internacionales de nuevos ajustes, como las que llegan desde Bruselas o el FMI. El PP es consciente de que tiene grandes retos pendientes de abordar para contener el déficit público, pero el capítulo laboral lo considera intocable.

Amenaza de huelga general

Los sindicatos le piden medidas y un recién estrenado Pepe Álvarez, líder de una UGT en plena reorganización que se ha cumplido sobre el papel pero que ahora debe echar a andar, e Ignacio Fernández Toxo, que tiene pendiente confirmar si seguirá o no en la secretaría general de CCOO, han amenazado incluso con la huelga general.

Pepe Álvarez (i), secretario general de UGT, e Ignacio Fernández Toxo (d), líder de CCOO / EFE

Este domingo han recibido el apoyo de la gestora del PSOE y Unidos Podemos. Se han sumado a la manifestación el líder de la formación morada, Pablo Iglesias, y el de IU, Alberto Garzón, el primero en colocarse en la primera línea de la marcha.

Báñez reivindica la negociación

La ministra de Empleo, Fátima Báñez, se ha pronunciado sobre la protesta. Ha manifestado que “respeta” a quienes salen en la calle pero que espera que estén “en las mesas de trabajo” para trabajar en las posibles acuerdos. La línea roja: derogar las reformas que, según su parecer, han conseguido transformar la crisis en una oportunidad de crecimiento. Considera que es una “barbaridad”.

Toxo y Álvarez están convocados el próximo martes a una nueva reunión con Báñez y los presidentes de las patronales CEOE, Juan Rosell, y Cepyme, Antonio Garamendi. 

Críticas de Maroto a los sindicatos

No todos los miembros del PP se han mostrado tan conciliadores con CCOO y UGT como la ministra de Empleo. El vicesecretario de Sectorial de la formación, Javier Maroto, ha asegurado que ver a los sindicatos en la calle le recuerda al trabajo que hacían en los años 80 y les ha exigido "regeneración". "La sociedad va a agradecer mucho más una posición dialogante y conciliadora en una mesa, que manifestaciones que, tienen sentido, pero recuerdan más al trabajo sindical de los 80", ha sentenciado.