Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
El presidente de Pimec, Josep González, y el secretario general, Antonio Cañete piden ayuda para las pymes / PIMEC

Las pymes reclaman 4.500 millones mensuales para subsistir

Pimec calcula que 772.000 trabajadores viven de unos sectores que dejan de ingresar 184 millones de euros cada día

5 min

Nuevo SOS de la patronal de los pequeños y medianos empresarios, Pimec. Llega tras conocerse que el Govern ha prolongado dos semanas más las restricciones anti-Covid. Ha reclamado hasta 4.500 millones de euros mensuales de ayudas directas a la pymes y autónomos más afectados por las limitaciones impuestas a la actividad con el objetivo de atajar el coronavirus. Esta cifra astronómica es la que necesitarían los sectores más afectados por el cerrojazo que conlleva la crisis sanitaria. Argumentan que dejan de ingresar 183 millones diarios y cuentan con más de 772.000 trabajadores, cuya continuidad está en el aire por la falta de alternativas para subsistir. Los privados han optado por ahora por el endeudamiento, pero advierten de que llega a cotas que ya no hacen sostenible mantenerlo y que se requieren alternativas. Y estas pasan por subvenciones a fondo perdido por parte del sector público, defiende la organización empresarial. 

El presidente de Pimec, Josep González, ha indicado este miércoles que hacen falta medidas "coordinadas, sostenidas y urgentes" para los sectores más afectados por la crisis. Lo ha dicho en una rueda de prensa telemática de presentación de una campaña de apoyo para las pymes y autónomos. Se invita a todas las empresas afectadas de sectores como el de la cultura, el deporte, el comercio o la hostelería a indicar en un cartel en la entrada de sus locales la afectación real que supone la crisis para el negocio particular.

Ayudas

González ha señalado también que se han "reclamado ayudas por activa y por pasiva pero no llegan o llegan insuficientes y tarde". "Siempre hemos pedido un equilibrio entre salud y economía pero esto no se está produciendo y las pymes y los autónomos se mueren", ha advertido. Sostiene que "las administraciones han de ser generosas porque si no a la larga el cierre de las empresas saldrá más caro".

Imagen de las reclamaciones lanzadas por Pimec / TWITTER
Imagen de las reclamaciones lanzadas por Pimec / TWITTER

El secretario general de la entidad, Antoni Cañete, que también ha intervenido en el acto, ha expresado que las ayudas deberían ser proporcionales a los lugares de trabajo de que dispone cada pyme. Propone una fórmula en que se calcularía "a través de dos variables: las pérdidas de la actividad específica al día entre el número de trabajadores".

Las pérdidas

Durante el acto se ha dado voz a diferentes representantes de los sectores más afectados por la crisis y que están relacionados con el comercio, el turismo, la cultural, el deporte o el ocio.

El comercio es uno de los sectores más perjudicados por las restricciones, pues con más de 300.000 trabajadores deja de ingresar al día 87,6 millones de euros. Otro de los sectores más afectados por la situación es el de la restauración, con más de 210.000 trabajadores y que deja de ingresar 46,8 millones al día. El sector del alojamiento cuenta con unos 50.000 trabajadores y pierde cada día en ingresos 21,4 millones, mientras que el sector de peluquería y belleza tiene 18.900 trabajadores y deja de ingresar 2,5 millones. Las empresas cárnicas son otras de las afectadas, ya que proveen a la restauración. Sus  pérdidas alcanzan los 52 millones de euros, a los que hay que sumar los cuatro millones del sector del taxi o los 400.000 euros diarios de los centros privados de idiomas. Cifras todas ellas que suponen un reto a la sostenibilidad de negocios que eran viables pero cuya actividad está vinculada a la evolución de la pandemia