Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
El cierre de la hostelería, uno de los elementos que ha contribuido al hundimiento del PIB catalán en 2020 / EP

El PIB catalán se hundió un 11,4% por el Covid-19, cuatro décimas más que el español en conjunto

La Generalitat estima una caída intertrimestral en el periodo octubre-diciembre del 0,5%, en contrate con el repunte del 0,4% registrado en el conjunto de España

3 min

La pandemia del coronavirus ha tenido un efecto devastador en 2020 para la economía catalana, reflejado en una caída del 11,4% en el Producto Interior Bruto (PIB) de la Comunidad Autónoma, de acuerdo con la primera estimación publicada por la Generalitat.

La evolución es algo más negativa que la del conjunto de España, cuyo PIB se hundió un 11% el pasado año, según los cálculos que el Instituto Nacional de Estadística (INE) dio a conocer la pasada semana.

Caída en el último trimestre

Además, las cifras ofrecidas por el Instituto de Estadística de Cataluña (Idescat) reflejan un descenso de la actividad económica del 0,5% en el último trimestre del ejercicio, en relación con el tercero; una evolución que contrasta con la registrada por el PIB español, que reflejó un repunte del 0,4% en tasa intertrimestral en el mismo periodo.

Los números ofrecidos por el Govern difieren de forma notable con los publicados esta semana por la Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (Airef).

Discrepancias con la Airef

En sus estimaciones sobre el comportamiento de los PIB autonómicos en el cuatro trimestre, el organismo estima que la economía catalana logró crecer un 0,7% en tasa intertrimestral en el periodo octubre-diciembre-.

En cambio, calcula que el PIB de Cataluña se desplomó un 11,7% en el cuarto trimestre en tasa interanual, mientras que la Generalitat sitúa ese descenso en el 9,6%.

Impacto en construcción y servicios

Este último dato también es peor que el que el INE ofrece para el conjunto de la economía española, que habría registrado un retroceso del 9,1% en el último cuarto del pasado ejercicio.

Idescat hace hincapié en el efecto negativo que han tenido las medidas de restricción de la actividad y la movilidad aplicadas para combatir la expansión del coronavirus en sectores clave para la economía catalana. Es el caso del de la construcción, que cayó un 15,5% en 2020, y el de servicios, con un desplome del 11,6%, en línea con el conjunto de la región.

Asimetría en la industria

Estas primeras estimaciones sobre la evolución de la economía en 2020 también reflejan el fuerte impacto que ha tenido la pandemia en los sectores industriales, con un peso notable en Cataluña, aunque de forma asimétrica.

Así, el segmento de la fabricación de automóviles se ha visto muy afectado por la caída de la demanda interna y, sobre todo de las exportaciones; en cambio, las ramas de alimentación y química han sido capaces de mantener su actividad en cotas similares a las registradas en 2019.

Destacadas en Business