Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
El delegado del Consorcio de la Zona Franca, Pere Navarro, en el acto en Foment del Treball / CG

Pere Navarro pide “lealtad mutua” en la colaboración público-privada

El delegado del Consorcio de la Zona Franca señala que Barcelona mantiene su “atractivo para el talento”, pero advierte de que las protestas violentas no ofrecen un buen mensaje

4 min

El delegado del Estado en el Consorcio de la Zona Franca, Pere Navarro, reclama un “cambio de mentalidad” en un periodo en el que se deberá realizar un enorme esfuerzo para rehacer el tejido y el modelo económico, tras la pandemia del Covid. Con cambios constantes en el sistema productivo y la necesidad de adaptarse a las nuevas exigencias del mercado, Navarro ha reclamado en un desayuno informativo en Foment del Treball una “lealtad mutua” en la colaboración público-privada.

Esa relación será, a su juicio, cada vez más necesaria. Un ejemplo, a su juicio, es el propio Consorci, de titularidad pública, pero que colabora día a día con el sector privado y que busca cómo innovar en los procesos industriales, y cómo desarrollar nuevas herramientas para los propios emprendedores.

Espacios de logística para Barcelona

Navarro, en un acto en Foment, coorganizado por la consultora PwC, ha defendido el papel del Consorci para impulsar proyectos como The Factory, una gran incubadora que acoge a 60 empresas, con un proyecto hecho realidad en referencia a la impresión en 3Dy que tiene el triple objetivo de “fabricar, retener y acercar talento”. Ese ecosistema está en Barcelona, que “sigue manteniendo su capacidad de atraer talento, con una transformación urbanística importante, como muestra el distrito 22@”. Sin embargo, eso no será para siempre ni a corto o medio plazo si se ofrece una imagen negativa, que es la que se proyecta, a juicio de Navarro, en los últimos días, con protestas violentas en las calles. "Las protestas se deben poder realizar con los canales adecuados", ha afirmado.

El delegado espacial del Estado en el Consorci de la Zona Franca de Barcelona, Pere Navarro / EP
El delegado espacial del Estado en el Consorci de la Zona Franca de Barcelona, Pere Navarro / EP

Según el delegado del Estado del Consorci de la Zona Franca, “los que queman vehículos no son la juventud”, en referencia a las revindicaciones de formaciones como la CUP u otros colectivos de izquierda, que justifican esas protestas por las precarias condiciones sociales y laborales de los jóvenes. “Hay que decir de forma clara que las mejores políticas sociales son las del progreso económico”, ha sostenido Navarro, con la idea de que ese progreso es, precisamente, el que se pone en peligro con la violencia que ha aparecido en las manifestaciones.

El Consorci aprobó para 2021 un presupuesto con una previsión de 8,6 millones de euros de beneficios destinados a la promoción económica y 26,9 millones de inversión. Navarro ha señalado que en las instalaciones de Nissan, en la Zona Franca, a la espera de nuevos inversores para reindustrializar el espacio, se podría dedicar una parte a la “logística de la última milla”, en alusión a la falta de espacios logísticos en Barcelona, cada vez más demandados para servir a una ciudadanía que ha comenzado a cambiar de hábitos a partir de la pandemia y que compra muchos de los productos que necesita a través de plataformas online.