Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Pere Barrios y Joan Canadell, entre otros miembros de la candidatura 'Eines de País' a las elecciones de la Cambra de Comerç / EP

Pere Barrios, el 'tapado' de Canadell para tomar el control de Pimec

El empresario del metal prepara a toda prisa una candidatura rupturista auspiciada por la ANC para alcanzar la presidencia de la patronal

6 min

Pimec se la juega en las próximas elecciones internas. El 23 de febrero, la opción continuista liderada por Antoni Cañete se enfrentará en las urnas con la plataforma Eines Pimec, auspiciada por la Asamblea Nacional de Cataluña (ANC) y encabezada por el empresario Pere Barrios. La voluntad del independentismo es clara: reproducir el asalto a la Cámara de Comercio de Barcelona para aumentar su cuota de poder en los círculos de representación empresarial.

El choque programático entre ambos contendientes está servido. En palabras del propio Cañete, que este viernes ha presentado su candidatura tras la dimisión anticipada de Josep González, la ANC pretende poner la organización al servicio de la agenda independentista. "Un fin diferente a su objetivo social" que, según el secretario general, "pervertiría" el sentido de la patronal de pequeñas y medianas empresas.

Malestar en Pimec

Asimismo, desde algunas secciones empresariales se apunta que el anuncio de la marea amarilla ha ido acompañado de un proceso para listar "buenos o malos empresarios", cuestión que ha generado gran malestar en una patronal en que la cohesión interna nunca se puso a debate. Ni siquiera en los momentos de mayor auge del procés, donde se intentó buscar el consenso entre todas las voces hasta llegar a la conclusión de que era necesario tomar distancia en cuestiones identitarias, hecho obligado por la pluralidad de sus asociados.

A diferencia de los sindicatos, Pimec solo participó en la primera convocatoria del llamado paro de país. Junto a Cecot, la organización canlizó el malestar empresarial del momento, pero no tanto en señal de apoyo al proceso separatista, sino a la actuación policial durante la jornada del referéndum ilegal del 1-O, tal y como reconocía en ese momento la junta directiva. Aunque les buscaron, no se sumaron a ninguna otra iniciativa independentista.

Josep González este martes durante el anuncio de su dimisión / EUROPA PRESS

 

Josep González este martes durante el anuncio de su dimisión / EUROPA PRESS

El preludio de la Cambra

Estas tensiones han convertido a la patronal en una pieza codiciada por el independentismo. Y pese a que la renuncia de González ha cogido con el pie cambiado a la corriente rupturista, Eines Pimec no piensa tirar la toalla. Barrios está confeccionado a toda prisa una lista electoral para participar en el proceso de renovación, tal y como ha asegurado la plataforma a través de las redes sociales.

Eines Pimec
 

Eines Pimec confirma su voluntad de presentarse a las elecciones internas de Pimec / TWITTER

De hecho, el industrial no es nuevo en estas lides: en 2019, se enroló en la operación Eines de País liderada por Joan Canadell, el primer intento de la ANC para infiltrarse en el tejido institucional de la economía catalana. Debido a este apoyo, Barrios abandonó sus cargos como presidente de Pimec en la comarca del Vallès Oriental y de la rama sectorial del metal, puesto que Pimec se había decantado por la candidatura de Enric Crous, exconsejero delegado de Cacaolat y exdirector general de Damm.

Mano derecha de Canadell

Hay que recordar que no es la primera vez que el independentismo intenta hacerse con el control de Pimec. En 2014, el independentismo intentó disputar el poder a la cúpula presidida por González. El artífice de esa intentona fue precisamente el expresidente de la Cambra y actual candidato de Junts per Catalunya. Finalmente, la campaña orquestada a través del Cercle Català de Negocis (CCN) no recabó suficientes avales, por lo que ni siquiera llegó a concurrir a los comicios de la patronal.

Actualmente, Barrios funge como vicepresidente segundo de la institución y es uno de los hombres de confianza de Canadell. El vallesano también está involucrado en distintas actividades sociales y culturales de su localidad natal. Así, preside la Fundació Art Contemporani Català y la Fundació Casino de Caldes de Montbui. Además, apadrinó un equipo local en el rally Dakar 2020 celebrado en Arabia Saudí.

Empresario del metal

En su faceta empresarial, Barrios es propietario de la metalúrgica Recam Láser, especializada en la manufactura de piezas metálicas mediante una tecnología de corte de alta precisión. La compañía, nacida en 1988 y con sede en Caldes de Montbui (Barcelona), cuenta con otras instalaciones en Castellbell i el Vilar (Barcelona) y Valls (Barcelona). En su cartera de clientes se encuentran grandes corporaciones como Grifols, Figueras, Siemens, Seat, HP e Hitachi.

Actualmente, la mercantil comercializa sus productos en España y en mercados internacionales como México, Chile, Perú, Argentina, Brasil y Bosnia. Según las últimas cuentas presentadas en 2019, Recam Láser facturó 17,09 millones de euros y obtuvo un ebitda de 3,16 millones de euros.