Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Pista de baile de una sala de ocio nocturno / EFE

El ocio nocturno aplaude su reapertura en fase 3 pero reclama aumentar el aforo

El sector reclama que se puedan reconvertir las pistas de baile en reservados para elevar la capacidad al 66%

3 min

El sector del ocio nocturno se ha congratulado de la rectificación del Gobierno, que permitirá la apertura de sus locales a partir de la fase 3. La medida figura en el BOE publicado este sábado y llega después de las protestas de los empresarios que habían alertado de que sus negocios corrían el riesgo de quebrar.

En un comunicado emitido este sábado por la Federación Catalana de Locales de Ocio Nocturno (Fecalon) y la patronal España de Noche, el sector valora “positivamente” la apertura. Eso sí, el BOE recuerda entre los requisitos que se haga a un tercio de su aforo y sin pistas de baile. También se deben fijar las posiciones que ocuparan los clientes dentro y evitar aglomeraciones en la barra.

Reconvertir espacios

Con todo, el sector mantiene en pie la concentración del próximo lunes ante el Ministerio de Sanidad para que los locales de ocio y discotecas puedan albergar una ocupación del 66% del aforo y que “la capacidad de los locales se calcule de acuerdo con el aforo de seguridad y no con la aforo de las licencia”.

Asimismo, España de Noche reclama que la zona donde se ubican palcos y pista de baile se pueda usar para instalar más reservados. “En este contexto, el baile queda restringido a los espacios privados de los palcos VIP y reservados en grupos reducidos y no en espacios compartidos”, señala el comunicado. “Se trata de una situación de transición que debe de mantenerse exclusivamente durante la fase 3 y permita dar las garantías de que la gestión en el ocio nocturno puede incorporarse a la desescalada del conjunto de actividades sociales y económicas en igualdad de condiciones”, subraya.

Críticas del sector

La patronal asegura que la crisis del coronavirus amenaza al 50% de las 30.000 salas de fiestas, discotecas y bares musicales de España, que podrían cerrar antes de acabar el año. La situación amenaza a un sector que genera unos 300.000 puestos de trabajo.

"El sector está totalmente abandonado, no recibe ayudas de ningún tipo. Estamos en una travesía del desierto y hacen falta ayudas urgentes y reales, si no la mitad de los locales no llegará a fin de año", ha asegurado en una entrevista con Efe el secretario general de Spain Nightlife, Joaquim Boadas.