Menú Buscar
Eloi Badia, concejal de Presidencia, es el gran valedor de la funeraria pública de Barcelona / CG

Cae el proyecto de funeraria pública de Barcelona por falta de apoyo

El Gobierno municipal retira la votación de la iniciativa del Pleno por el rechazo del resto de grupos, aunque volverá a intentarlo

Ignasi Jorro / Nuria Vázquez
3 min

Naufraga el proyecto de funeraria pública de Barcelona por falta de apoyo en el Pleno. El Gobierno de la ciudad ha retirado del orden del día los dos puntos relativos a la creación del operador municipal por el rechazo del resto de grupos.

Como avanzó Crónica Global, el Ejecutivo local, y en particular Eloi Badia, concejal de Presidencia y gran valedor de la idea, ha buscado durante toda la semana apoyos in extremis para que la nueva sociedad vea la luz.

"Derrota"

Ha sido en vano. La mayoría de grupos municipales (PDECat, Ciudadanos, ERC y PP) han confirmado su voto negativo en la junta de portavoces del viernes por la mañana.

Con esta aritmética, el equipo de gobierno se ha quedado sin apoyos para aprobar la modificación de estatutos de Cementiris de Barcelona y la venta del 15% de Serveis Funeraris de Barcelona (SFB), los dos puntos que iban a someterse hoy a votación.

"Ha sido una derrota más de este Gobierno, como ya ha ocurrido varias veces", han indicado fuentes de grupo municipal de Ciudadanos.

Segundo traspié

El revés del viernes es el segundo que se lleva el Gobierno local en este capítulo tras concitar un amplio rechazo en la comisión municipal de Presidencia del pasado 19 de abril.

En aquella ocasión, los grupos municipales rechazaron la creación de la nueva empresa pública expresando "dudas" sobre su capacidad de incidir en el mercado funerario local.

Cabe recordar que el operador funerario pivotará sobre un tanatorio de nueva construcción con sólo seis salas de vela, frente a las 90 que operan el resto de empresas privadas o semipúblicas de la capital catalana.

Pleno de mayo, de nuevo

Pese a los dos tropiezos, y al rechazo expresado por el personal de SFB, la funeraria semipública, Badia volverá a buscar apoyo en torno a la idea.

Fuentes del Ejecutivo local de Gerardo Pisarello --la alcaldesa Ada Colau está de baja maternal tras dar a luz a su segundo hijo esta semana-- han subrayado su intención de intentar aprobar el punto en el próximo plenario municipal, el correspondiente al mes de mayo.