Menú Buscar
Edificio de la sede de Naturgy en Madrid / EP

Naturgy ganó un 15% más en 2019 por el negocio internacional y el ahorro de costes

La compañía casi triplicó su objetivo de eficiencia para el ejercicio, con 270 millones de euros

5 min

Naturgy cerró el pasado ejercicio con un resultado ordinario de 1.432 millones de euros, el 15% por encima del registrado el año anterior. El beneficio neto ascendió a 1.401 millones frente a las pérdidas contables de 2.822 millones de 2018 producto del ajuste por el deterioro de los activos que llevó a cabo la compañía en el marco de su plan estratégico.

El resultado bruto de explotación (Ebitda) ascendió a 4.668 millones de euros, el 5,8% más, proporción que se eleva hasta el 13,5% si se tienen en cuenta las cifras reportadas el pasado año, con la citada revisión.

5.000 MW de renovables

La compañía resalta el comportamiento de sus negocios en el exterior “en un exigente escenario energético”, según reza en un comunicado remitido a la Comision Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

La energética que preside Francisco Reynés también atribuye el incremento de los resultados a la marcha del plan de eficiencia, bajo el que Naturgy logró un ahorro de costes de 270 millones de euros, casi el triple de los 100 millones previstos en este capítulo para 2019 en la hoja de ruta de la cotizada.

Francisco Reynés, presidente ejecutivo de Naturgy / EFE
Francisco Reynés, presidente ejecutivo de Naturgy / EFE

Durante el ejercicio, la compañía ha invertido cerca de 1.700 millones de euros, de los que 600 han sido destinados a incrementar su capacidad instalada en energías renovables, que ya alcanza los 5.000 megavatios.

Menores inversiones

No obstante, las inversiones de Naturgy se redujeron algo más del 27% en relación con las registradas el pasado año, aunque cabe tener en cuenta que en el ejercicio 2018 se incluyeron 380 millones de euros correspondientes a dos metaneros en régimen de time-charter, que supuso una inversión sin salida de caja.

A lo largo de 2019, la compañía desarrolló y puso en operación algo más de 1.300 MW de renovables, de los 800 corresponden a proyectos en España, 180 a energía eólica en Australia y 324 a proyectos de eólica y solar en desarrollo en Chile.

En una nota dirigida a los medios de comunicación, la compañía destaca que ha solicitado ya los permisos oportunos para proceder al cierre de todas las plantas de carbón que tiene actualmente operativas en España. Durante 2019, la compañía redujo  el 16% sus emisiones de CO2.

Dividendo estable

Naturgy mantendrá la política de dividendos que se recoge en su plan estratégico, de modo que la remuneración al accionista con cargo al ejercicio 2019 será de 1,37 euros por acción. Para cumplir con este objetivo, el consejo someterá a la aprobación de la próxima junta de accionistas un pago complementario de 0,60 euros por título.

Del mismo modo, la energética mantiene el compromiso de adquirir acciones propias por valor de 400 millones de euros en cada ejercicio desde la aprobación del plan estratégico (de junio a junio) para su posterior amortización, de modo que complemente la retribución a los socios. En este segundo año del plan, Naturgy ha invertido a 135 millones en títulos propios. La medida se mantendrá siempre y cuando la compañía no destine ese dinero a operaciones de crecimiento inorgánico.

Retribución adicional

La distribución de la totalidad de dividendos que contempla el plan estratégico (cerca de 7.000 millones de euro hasta 2022) es condición indispensable para hacer efectivo el programa de retribución adicional para altos directivos de la empresa.

Pese a que los resultados han logrado batir el consenso de los analistas, su acogida en Bolsa ha sido un tanto fria. Tras iniciar la sesión con leves alzas, los títulos de Naturgy se dieron la vuelta y retrocedían en torno a medio punto porcentual.