Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Naturgy vuelve a cotizar en bolsa sin el influjo de la opa de IFM, por vez primera desde enero / EP

Naturgy aguanta próxima al precio de la opa tras acabar el plazo de aceptación

Los títulos de la energética muestran descensos en torno al medio punto porcentual en los primeros cambios de la sesión bursátil de este lunes

4 min

Las acciones de Naturgy se mantienen próximas al precio de la opa de IFM al inicio de la primera sesión tras finalizar el periodo de aceptación de la oferta. Después de los primeros cambios de la jornada, la energética se deja en torno al medio punto porcentual, en línea con el comportamiento del Ibex 35.

El pasado viernes concluyó el plazo para acudir a la opa parcial del fondo australiano por el 22,7% de Naturgy a un precio de 22,07 euros por acción. La cotización de la compañía aguanta en el entorno de 21,7 euros, en el que se ha movido durante las últimas sesiones.

Fluctuaciones en el sector

El mercado esperaba un ajuste de las acciones de Naturgy, cuyo comportamiento ha estado al margen del resto de títulos del sector como consecuencia del proceso de opa, debido a las caídas experimentadas por valores del sector en las últimas semanas.

Durante el último mes, las fluctuaciones han sido especialmente notables en compañías como Endesa, Iberdrola, Acciona o Siemens Gamesa como consecuencia de la batería de medidas del Gobierno para tratar de paliar el efecto de la subida de la electricidad en el recibo; algunas de ellas suponen notables recortes en las retribuciones a las empresas, incluso en el terreno de las energías renovables.

Actividad frenética

Desde que se inició el periodo de aceptación de la opa, el pasado 9 de septiembre, la actividad en torno a las acciones de Naturgy ha sido muy elevada en relación con la media anual. El volumen de contratación ha duplicado este promedio la mayor parte de la sesiones, debido fundamentalmente a las compras por parte de Criteria, primer socio de la energética, y de una serie de fondos especializados en operaciones de arbitraje, cuya estrategia pasa por entrar en valores en la recta final de un proceso de opa y asegurarse pequeñas plusvalías, sin apenas riesgos.

Por su parte, la sociedad de participadas de La Caixa ha aprovechado para seguir desarrollando su compromiso de elevar su participación en el capital de la compañía que preside Francisco Reynés y, al mismo tiempo, reducir las posibilidades de éxito de la oferta de IFM al retirar acciones del mercado y, de esta manera, estrechar el margen de aceptación.

Accionistas estables

No obstante, algunos analistas sostienen que la cotización de Naturgy se mantendrá en los precios actuales pese a la conclusión del proceso de la opa, sostenida por las adquisiciones de Criteria e incluso algunas que pueda llevar a cabo el propio IFM, si finalmente no logra hacerse con un porcentaje demasiado elevado del capital por medio de la oferta.

Los expertos también han incidido en los últimos días sobre lo improbable de una caída significativa de las acciones de la compañía una vez liquidada la opa ya que se da por hecho que los accionistas que no han acudido a la oferta cuando estaba en vigor no tienen intención de salir del valor, al menos a corto plazo, por lo que aún tendrán menos motivos para hacerlo si no tienen un precio asegurado, como sucedía durante el mes que ha durado el periodo de aceptación.