Menú Buscar
Dos congresistas pasean por la puerta de entrada al MWC en el recinto de la Fira de Barcelona / EFE

El MWC reserva ya los hoteles para la edición de 2019

Más del 50% de los alojamientos han firmado el contrato en el que se acuerda el número de habitaciones y plazas disponibles

4 min

El Mobile World Congress tiene intención de quedarse en Barcelona más allá de 2018. Pese a la preocupación que han manifestado los organizadores del congreso y a su advertencia de que su permanencia depende de que se garantice la seguridad y la estabilidad política y social, lo cierto es que ya se está trabajando para la celebración del congreso más allá de la próxima edición de 2018.

Según fuentes cercanas a la patronal hotelera, más del 50% de los hoteles de Barcelona ya han firmado sus contratos para alojar a los asistentes del evento que se celebrará entre febrero y marzo de 2019. Aunque estos contratos no sean una atadura para el congreso internacional más importante que se celebra en la capital catalana, sí revelan que la voluntad de permanecer en Barcelona.

Número de plazas disponibles

Aparte del acuerdo que Barcelona ha firmado con la organización del congreso y que tiene vigencia hasta 2023, cada año, la agencia oficial de la cita de telefonía móvil, B Network (antigua Barcelona Business Pass), firma un contrato independiente con cada uno de los hoteles para establecer el cupo de habitaciones que éstos pondrán a disposición de la organizadora del congreso y el precio al que se ofrecerán las habitaciones a los asistentes, que generalmente se revisa al alza con un crecimiento moderado de entre el 3% y el 5%.

En este contrato, cada hotel ofrece a la organización un número de habitaciones para que ésta pueda garantizar con tiempo que el congreso dispondrá del alojamiento suficiente para sus asistentes y que los precios no se dispararán. Varios empresarios hoteleros ya han firmado el contrato.

Como recoge Expansión, hace unos años, la gran mayoría de hoteles optaba por quedarse entre un 10% y un 20% de sus habitaciones en la recámara para comercializarlas libremente. Así, podían negociar directamente con algunos de los asistentes y no pagar las comisiones, o guardarlas para comercializarlas a última hora, cuando los precios de las pocas habitaciones que quedan libres en la ciudad disparan sus tarifas.

Problemas con Airbnb

Sin embargo, la irrupción en el mercado de Barcelona de Airbnb ha provocado que en los últimos años un 30% de los asistentes al Mobile World Congress se hayan alojado en viviendas de uso turístico que comercializa esta plataforma. Al ampliarse la oferta de alojamiento, la venta de habitaciones de última hora se ha reducido considerablemente y ha provocado que la comercialización libre fuera de la organización oficial haya dejado de ser un gran negocio.

Pese a que la mayoría de los contratos para 2019 ya están firmados, los pagos no empezarán a realizarse hasta verano de 2018. Un 10% se abonará en agosto del próximo año, un 40% en noviembre y el resto, antes de la celebración del congreso, cuya fecha exacta está por determinar.