Menú Buscar
Sede de Mutua Madrileña / MM

Mutua Madrileña es investigada por el 'Caso Villarejo'

La aseguradora habría contratado los servicios del excomisario para espiar a varios de sus propios directivos sobre los que se sospechaba de deslealtad

3 min

Mutua Madrileña se une al listado de empresas investigadas por, supuestamente, haber contratado los servicios ilegales del excomisario José Manuel Villarejo. Varios documentos incautados en los registros llevados a cabo por la Policía Naciona apuntan que la aseguradora encargó al expolicía el espionaje de varios de sus directivos para conocer su lealtad a la empresa. 

El juez encargado del conocido como Caso VillarejoManuel García Castellón, habría abierto una nueva pieza con el objetivo de investigar la relación entre Mutua Madrileña y el ex alto cargo policial, según avanza El Confidencial, debido a que existe una "acumulación de indicios que cuestionan su legalidad". 

Espionaje en 2012

Las pruebas analizadas por los agentes de Asuntos Internos muestran que Mutua Madrileña había contratado a Villarejo en 2012 para seguir a sus ejecutivos. Es decir, que la relación comercial comenzó cuando Villarejo formaba parte de la Policía Nacional y, como funcionario, no podía recibir dinero de una empresa privada. Esta tesis es la que lleva a los investigadores a ver indicios de un delito de cohecho

La aseguradora dirigida por Ignacio Garralda giró tres facturas a la empresa Cenyt (Centro Exclusivo de Negocios y Transacciones SL), una de las compañías por las que Villarejo cobraba sus trabajos. Tal como adelantó El Independiente, Mutua Madrileña pagó un total de 16.000 euros por realizar "estudios de solvencia patrimonial", según el concepto que aparece en las facturas y la versión que la propia compañía defiende. Sin embargo, Villarejo podría haber llevado a cabo el "análisis de supuestos fraudes en pólizas", según las fuentes consultadas por El Confidencial.

Ignacio Garralda, presidente ejecutivo de Mutua Madrileña
garralda mutua madrilena

Delito de revelación de secretos

Además del supuesto cohecho, la investigación apunta que también podría haberse producido un delito de revelación de secretos empresariales, tal como se ha defendido en las piezas de otras compañías españolas implicadas en el Caso Villarejo, como en el caso del BBVA e Iberdrola. El excomisario habría actuado de la misma forma que con estas dos, es decir, empleando métodos irregulares para obtener información de los tres directivos a los que espiaba. 

Además del banco vasco y la energética, la investigación cuenta con piezas individuales para aclarar la relación de Villarejo con Repsol, Caixabank y el Grupo Planeta.