Menú Buscar

Moratoria hipotecaria para los afectados por el Covid-19

El Gobierno permitirá que los trabajadores incluidos en los ERTE causados por el coronavirus cobren el paro sin consumir la prestación

3 min

El paquete de medidas económicas que pondrá en marcha el Gobierno para paliar los efectos de la crisis generada por el coronavirus incluirá una moratoria hipotecaria para aquellas personas que se hayan visto afectadas desde el punto de vista laboral por el Covid-19. Tras acordar el Ejecutivo la declaración del estado de alarma en toda España, las empresas se han lanzado a llevar a cabo expedientes de regulación temporales de empleo (ERTE) debido a la obligación de echar el cierre a numerosos establecimientos comerciales y también a centros de producción.

Se trata de una de las medidas más destacada del plan económico del Ejecutivo, que también prevé otras medidas de protección para los trabajadores afectados por estos ERTE. Entre ellas se incluye la posibilidad de disfrutar de la prestación por desempleo aunque no se alcance el periodo mínimo de cotización para disfrutar de ella.

Fuerza mayor

La normativa que aprobará el Gobierno en materia laboral, que tendrán carácter temporal, consiste básicamente en enmarcar en una situación de fuerza mayor los ajustes de plantilla llevados a cabo por las empresas que se deriven de las distintas medidas adoptadas por el Ejecutivo adoptadas por la expansión del coronavirus entre las que, por supuesto, se incluye la declaración del estado de alarma.

Así, la consideración de situación de fuerza mayor se podrá aplicar a despidos temporales causados por la suspensión o cancelación de actividades, cierre temporal de locales de afluencia pública, restricciones en el transporte público y, en general, de la movilidad de las personas.

Agilizar los ERTE

También se incluirán como causas relacionadas con el Covid-19 la derivada de falta de suministros que impidan continuar con el desarrollo ordinario de la actividad, o bien en situaciones urgentes y extraordinarias debidas el contagio de la plantilla o la adopción de medidas de aislamiento preventivo decretados por la autoridad sanitaria. Todas ellas deberán quedar debidamente acreditados.

Además, el cobro de esta prestación no computará como consumida para aquéllos que la disfruten, por lo que cuando puedan regresar a sus puestos de trabajo seguirán teniendo intacta dicha prestación.

Vetados los cortes de luz

El Gobierno también introducirá medidas para agilizar la tramitación de los ERTE causados por circunstancias relacionadas con el Covid-19, que no irá más allá de 7 días, de forma improrrogable.

Para los colectivos vulnerables se aprobarán otra serie de medidas para evitar que puedan sufrir cortes de suministro en servicios fundamentales como la energía eléctrica, el agua o el gas.