Menú Buscar
Entrada a uno de los establecimientos de la cadena de electrodomésticos Miró / MIRO

Miró presenta un plan de viabilidad para superar su tercer concurso de acreedores

El grupo de electrodomésticos prevé la entrada de inversores industriales y mantener los 133 empleados actuales

12.02.2018 17:12 h. Actualizado: 21.02.2019 21:17 h.
3 min

Los actuales responsables de la cadena de electrodomésticos Miró, el fondo suizo Springwater, ha presentado un nuevo plan de viabilidad para superar el tercer concurso de acreedores de la compañía. Según adelanta en un comunicado, el titular del Juzgado Mercantil número 3 de Barcelona ya dispone de un documento en el que se incluye la entrada de socios industriales y el mantenimiento de los actuales 133 trabajadores en plantilla.

No se han hecho públicos los nombres de los potenciales interesados, aunque se espera que adelanten sus propuestas en el plazo que queda hasta que la junta de acreedores deba pronunciarse sobre el plan. El encuentro tendrá lugar el próximo 9 de abril.

Medidas de eficiencia

Otros detalles de la iniciativa es la previsión de una mejora de los resultados a raíz de las medidas de eficiencia implementadas en el último año. Entre ellas, la reorganización de las actividades para centrar las operaciones en las tiendas más rentables, la automatización de procesos y la externalización de la logística.

Todo ello, según los portavoces de Miró, ha contribuido a reducir en el 57% los gastos de estructura --impacto derivado en gran parte del despido de unos 170 empleados--, incrementar el 35% las referencias de producto, contratar a proveedores tecnológicos y mejorar su canal de comercio electrónico.

Nuevo plan de negocios

El plan de negocio que debería empezar en el ejercicio en curso y prolongarse hasta 2023 contempla también la introducción de nuevas marcas además de la apertura de nuevas tiendas cada año. La cadena de electrodomésticos cuenta ahora con 23 establecimientos.

Incidirán, del mismo modo, en continuar con la llamada optimización de costes. Es decir, con los recortes implementados en los últimos años. 

Pasivo de 10 millones

Kabaena Directorship, la sociedad propietaria de Miró Electrodomésticos, se quedó el negocio en noviembre de 2014 y reconoció la nueva quiebra en agosto de 2016. Los pésimos resultados económicos del grupo propiciaron en ese momento a que se especulara con la liquidación directa de la compañía, aunque finalmente se ha forzado hasta llevar al camino del acuerdo con los acreedores.

Miró contaba hace dos años con 45 establecimientos, unos 300 empleados en plantilla y una facturación de 95 millones en 2015. Acumula un pasivo cercano a los 10 millones de euros .