Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Jaume Roures, presidente de Mediapro / EP

Mediapro formaliza la petición de rescate a la SEPI por 230 millones

El recurso a las ayudas públicas se convierte en el último de la productora para salvar su delicada situación tras la negativa de su principal accionista a inyectar más dinero

2 min

El auxilio público se ha convertido en el último asidero de Mediapro para salvar su delicada situación financiera, derivada de la crisis del coronavirus. La productora comandada por Jaume Roures ha formalizado una petición de unos 230 millones de euros al fondo creado a tal efecto por el Gobierno y que gestiona la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI).

La compañía ha tomado finalmente esta decisión tras varios meses en fase de estudio y ante la negativa de su principal accionista, la compañía china Orient Hontai, a inyectar más liquidez, según publica el diario El Confidencial.

Planes frustrados

El principal problema radica en que el drástico recorte de ingresos derivado de la situación provocada por la pandemia ha llevado a la compañía a no poder afrontar sus compromisos de pago, especialmente en lo que se refiere al préstamo tomado en 2018, por un valor superior a los 900 millones de euros.

Por entonces, los planes de Mediapro pasaban incluso por una operación de salida a bolsa que quedó truncada por la irrupción de la pandemia.

Abocada al control de los acreedores

Pero con la llegada del coronavirus también arribaron la paralización de la mayoría de las competiciones deportivas cuyos derechos de retransmisión posee la compañía, así como buena parte de la producción audiovisual.

A partir de ese momento, los contratos han visto menguadas sus cifras, de manera que los planes de Mediapro han saltado por los aires. De la obtención de la ayuda pública dependerá el futuro de la compañía, es decir, si es capaz de seguir como hasta ahora o se ve abocada a pasar a ser controlada por las entidades financieras que ejercen como acreedores.