Menú Buscar
La nueva tienda de Massimo Dutti en el Paseo de Gracia de Barcelona / CG

Los marcas de Paseo de Gràcia ya operan a pérdidas por los alquileres

Los expertos piden "prudencia" a los inversores ante la burbuja comercial en Barcelona

3 min

Las grandes marcas del Paseo de Gràcia de Barcelona, la arteria comercial de la ciudad, ya empiezan a operar a pérdidas ante el rápido aumento de los precios de los locales comerciales. Los expertos en el sector del retail piden prudencia a los inversores ante el encarecimiento de las rentas en este elegante bulevar. "Las enseñas lo eligen aunque sea para perder dinero, por una cuestión de marketing: les va bien estar allí, junto al resto de enseñas", alertan.

Según la consultora de patrimonio e inversiones Laborde Marcet, el precio por metro cuadrado en la lujosa avenida de shopping ya alcanza los 250 euros. "Para los propietarios de un local en esta calle, la referencia no es el precio de la superficie, es el alquiler mensual que pueden encajar. Y con los precios por las nubes, las marcas aún aceptan la renta mensual", ha explicado el jueves Miquel Laborde, socio fundador del gabinete especializado.

Rentabilidad del 3%

Según la firma barcelonesa, que en un futuro prevé abrir oficina en Madrid, los precios de los locales comerciales crecen "al mismo ritmo que los hoteleros".

En este sentido, Laborde calcula que las rentabilidades que ofrecen locales comerciales en las zonas premium de Barcelona han caído de forma dramática. "En el Paseo de Gràcia rondan el 3/4%, en Rambla Catalunya, el 4/5%, en Portal del Ángel, el 3,5%, mientras que en Las Ramblas se mueven entre el 4% y el 5,25%", ha enumerado Laborde.

En el pasado y en plena recesión en España, las rentabilidades de un local comercial no bajaban del 5%, según la consultora.

"Prudencia"

El repunte de precios de espacios comerciales en la Ciudad Condal exige, según Laborde-Marcet, prudencia: "Es mejor tener a un inquilino seguro bastante tiempo que ahogarlo con la renta y tener que cambiarlo cada año". 

Su socio, Gerard Marcet, ha añadido que la firma está intermediando también en operaciones de propiedad vertical, que están creciendo en volumen en la capital catalana. "El inversor internacional ya supone un 50% de las operaciones en el campo residencial", ha señalado Marcet.

210 millones

La empresa gestora de patrimonio e inversiones cerrará el ejercicio en curso con transacciones por valor de 210 millones de euros. En 2017, la compañía espera crecer un 20% hasta rebasar la barrera de los 250 millones.

Actualmente, Laborde-Marcet cuenta con una cartera de 4.000 clientes entre operadores y propietarios, un 12% más que el año anterior.