Menú Buscar
La directora de Alianzas de Salesforce Iberia, Ana Vertedor, y el director de la empresa en Cataluña, Fernando Ranz.

La tecnológica Salesforce quiere hacerse con empresas catalanas para adentrarse en el mercado local

La empresa estadounidense ha duplicado el crecimiento en su primer año de presencia en Barcelona

Redacción
2 min

La empresa de soluciones tecnológicas Salesforce aterrizó en 2015 en Cataluña para quedarse. Un año después, pretende mantener un ritmo de crecimiento superior al 30%. Así lo ha asegurado en un encuentro con periodistas el director de Salesforce en Cataluña, Fernando Ranz. Para conseguirlo, buscan aumentar el número de compañías asociadas en el territorio, que de momento son más de 30, aunque los responsables del negocio en España no han especificado el número.

La multinacional estadounidense ofrece a sus clientes un software que mejora áreas de negocio como las ventas, la atención al cliente y el marketing. Su actividad, compleja de entender y que abarca varios campos, tiene como objetivo implantar en empresas una forma distinta de relacionarse con sus clientes. Entre ellos, destacan grandes mercantiles como Mango, Grífols y Aguas de Barcelona.

Última adquisición

La directora de Alianzas en España y Portugal, Ana Vertedor, ha confirmado que el lunes se completó la compra de Demandware, una empresa de soluciones de comercio digital, por 2.500 millones de euros. La facturación total de Salesforce es la única cifra que se ha hecho pública, y el año pasado fue de casi 6.000 millones de euros.

Ranz asegura que durante el primer año, el crecimiento en Cataluña se ha duplicado. Pese a no ofrecer datos de facturación regional, afirma que el objetivo para este ejercicio es mantener este nivel de desarrollo, que esperan que sea superior a la tasa de crecimiento en Europa, del 30%.