Menú Buscar
La consejera catalana en funciones de Benestar Social, Neus Munté; el de Economia, Andreu Mas-Culell; y el de Empresa y Ocupación, Felip Puig.

La lucha contra el paro y las políticas autonómicas

Las cuatro comunidades que mejores resultados obtuvieron en 2015 están gobernadas por partidos distintos que, en teoría, aplican recetas diferentes

J. R.
3 min

Las cifras del mercado del trabajo de 2015, además de ser muy positivas tanto en lo que se refiere a la reducción del desempleo como a las afiliaciones a la Seguridad Social, ponen de relieve que el éxito de la lucha contra el paro no tiene una relación directa con el color del gobierno autonómico.

Los datos sugieren que, si las autonomías --con amplias competencias en la materia-- aplican realmente políticas de empleo diferentes, sus efectos son imperceptibles. Las diferencias entre ellas parecen responder de forma directa a la estructura productiva del territorio.

Cataluña, en cabeza

De las 354.203 personas que dejaron de figurar en las listas del paro el año pasado, 60.280 vivían en Cataluña, donde gobernaba un partido conservador, CDC, con el apoyo externo de un partido de centro izquierda, ERC.

Aunque los avatares del independentismo de Artur Mas y sus recientes negociaciones con una organización antisistema como es la CUP, pudieran hacer pensar que se trata de un Ejecutivo de izquierdas, no lo es. Además, Cataluña ha vivido de hecho con un Gobierno en funciones la mitad del año. En ese marco, decir que el consejero de Empresa y Ocupación, Felip Puig, se ha centrado en las políticas de empleo sería exagerado.

La segunda autonomía que más redujo su paro fue la valenciana --49.174--, donde desde finales de junio pasado gobierna la izquierda: los socialistas del PSPV y Compromís. Hasta entonces, había sido dirigida por sucesivos equipos del Partido Popular.

Andalucía, la tercera 

Andalucía, con 46.709 parados menos que en 2014, es la tercera del ránking. La secretaria general del PSOE andaluz, Susana Díaz, sucedió a José Antonio Griñán en 2013, y desde mayo pasado gobierna con el apoyo de Ciudadanos.

La cuarta plaza del podio la ocupa Madrid, con un recorte de 46.297 desempleados. En esta comunidad el Gobierno está en manos del mismo partido, el PP, desde hace 20 años largos.

Así pues, las cuatro comunidades líderes en cifras absolutas de disminución del paro, con economías muy distintas, aplican, en teoría, políticas diferentes, pero con resultados semejantes. Resultados que, además, son paralelos a la evolución general de la economía española.