La gripe pone a los hospitales públicos catalanes al borde del colapso

Las fuentes oficiales de los centros hablan de un "pico de pacientes", mientras los trabajadores denuncian la falta de recursos ante la epidemia

Tapón de ambulancias el martes en el Parc de Salut Mar de Barcelona.
Ignasi Jorro
08.03.2016 18:35 h.
4 min

Los hospitales públicos catalanes están al borde del colapso por la epidemia de gripe, que esta semana alcanzará el pico máximo del invierno. Los centros presentan repuntes de presión asistencial de hasta el 13%, lo que castiga una red que ya funciona al máximo todo el año. En las urgencias de los cuatro mayores complejos médicos de Barcelona se trabaja a destajo, con denuncias de "falta de recursos" por parte del personal.

A la espera de la nota semanal, el plan de seguimiento de la gripe en Cataluña (Pidirac) marcaba el pasado jueves 345,8 episodios por cada 100.000 habitantes. Previsiblemente, la cifra alcanzará o se acercará al número de casos detectados en 2015 el jueves.

Portavoces de los cuatro grandes hospitales de Barcelona (Clínic, Mar, Sant Pau y Vall d'Hebron) admiten un "pico de pacientes habitual en invierno", compuesto principalmente por episodios gripales, sobre todo en jóvenes, y enfermos de avanzada edad cuyas dolencias se agudizan.

Gripe A

Uno de los episodios más graves se ha vivido recientemente en el Hospital Vall d'Hebron. "Una trabajadora se contagió de gripe A y acabó en la Unidad de Cuidados Intensivos. El temor se extendió y la gente empezó a trabajar con mascarillas. El hospital ofreció una segunda ronda de vacunaciones", aseguran fuentes sindicales.

Un portavoz del hospital matiza la versión y apunta a una "presión asistencial similar a la de otros años". En cualquier caso, añade, las urgencias del hospital "están procesando las nuevas altas" con normalidad y "no han derivado" pacientes a terceras unidades.

Camillas en los pasillos

Una situación más complicada se vive en el Hospital de Sant Pau. La versión oficial del complejo médico es que "hay más gente que acude con afectaciones respiratorias", que o se la trata y da de alta o se la drena a ingresos.

Los trabajadores ofrecen otra versión y aseguran que "hay camillas en los pasillos, con tiras de esparadrapo con números que marcan quién es cada enfermo".

Boxes doblados

En el Complejo Sanitario Mar (CSM), que cubre la franja litoral de Barcelona, la epidemia de gripe se suma a un repunte de "pacientes quirúrgicos". El aumento respecto a las altas habituales en este centro es del 10%. Al cierre de febrero, el Hospital del Mar había registrado un 13% más de entradas que el año anterior.

"El hospital lo ha solucionado de dos maneras. Una, abriendo una planta adicional, que permanecía cerrada, en el Hospital de la Esperanza. Dos, doblando boxes de urgencias que normalmente acogerían a un paciente. Pero las urgencias se quedan pequeñas", sostiene una fuente sindical.

En este centro también se ha detectado un aumento de casos de H1N1 o gripe A, más virulenta que la cepa estacional.

"No desviamos"

En el Hospital Clínic Barcelona subrayan que "se han habilitado más espacios" para que evitar la saturación de las urgencias. "En ningún caso se ha rechazado a ningún paciente", ilustra un portavoz del centro. 

Sin embargo, fuentes del personal sanitario califican como "cíclica" la presión en las urgencias del complejo médico. "El lunes pasado tuvieron 12 infartos, y sí, derivan los casos leves al Hospital Sagrat Cor", contradicen.

Similar al año pasado

Hace unos días Crónica Global consultó con Maria Ángeles Marcos, jefe de sección de Virología del servicio de la Universidad de Barcelona (UB) en el Hospital Clínic la incidencia de la epidemia gripal del año en curso. La profesional describió la evolución de la curva de gripe como "similar e incluso menos virulenta" que la de 2015.

Marcos recordó que la red de vigilancia "había detectado algunos casos graves" en las franjas de edad de 45 a 65 años. El resto de sintomatologías, añadió la facultativa, "se mantienen dentro de los parámetros habituales". 

¿Quiere hacer un comentario?