Menú Buscar
Josep Oriol Sala (I) y Joan Cavallé, presidente y director general de la Caixa d'Enginyers / CG

La Caja de Ingenieros mejoró un 10,5% sus beneficios, hasta los 11,6 millones

La cooperativa de crédito pretende aumentar su negocio con empresas que ahora representa el 6% del total hasta el 10%

3 min

La cooperativa de crédito y servicios financieros y aseguradores Grupo Caja de Ingenieros obtuvo en 2015 su mejor resultado histórico con un beneficio de 11,6 millones de euros, un 10,5% más que el año anterior, por el impulso del negocio de inversión y seguros. La caja cerró el año con 141.000 socios, un 8,6% más.

El director general, Joan Cavallé, ha explicado en rueda de prensa que el plan estratégico 2012-2015 se ha cumplido al 90%, y que en mayo prevén presentar un nuevo plan con pilares como el crecimiento de la banca digital --ámbito en el que la entidad ha invertido 14 millones en tres años y que utilizan el 90% de sus clientes-- y del negocio de empresas --actualmente con un peso del 6% y con el objetivo de llegar al 10% en dos años--.

Empresas de tamaño medio

El perfil de estas empresas es el de pymes con una facturación de entre 20 y 25 millones de euros, muchas del sector industrial, con una media de crédito de 200.000 euros por operación, y la entidad también ha entrado en alguna operación sindicada; la cooperativa contempla que el crecimiento en banca de empresas aumente la morosidad --del 3,53% a cierre de 2015-- pero manteniéndose por debajo de la media del sector financiero.

El volumen de negocio, que en 2014 superó los 5.000 millones, fue de 4.982 en 2015, un 1,33% menos, mientras que los recursos gestionados de clientes crecieron un 9,5% hasta 3.373 millones, y el crédito un 2,72% hasta 1.429 millones; la rentabilidad de la entidad es del 8,61%, la cobertura del 94,62%, y la liquidez estructural del 130,03%, muy por encima de las medias del sector financiero, que es del 10,2%.

Suben los saldos medios

Cavallé ha explicado que han registrado un crecimiento "muy significativo" del saldo medio en las cuentas a la vista porque los clientes prefieren tener disponibilidad en un contexto en el que los depósitos a plazo ofrecen bajos tipos de interés, y ha dicho que prácticamente no firman hipotecas a tipo fijo: "Tenemos el producto, pero los socios prefieren tipo variable".