Menú Buscar
Acto solemne de la firma del contrato por el que Navantia suministrará a Iberdrola los jackets para el parque eólico marino de Saint-Brieuc / EP

Iberdrola encarga a Navantia un pedido de 350 millones para su parque eólico marino francés

La alianza Navantia-Windar fabricará las plataformas y los pilotes en los que se sustentan los aerogeneradores del parque de Saint-Brieuc, en las costas de Bretaña

3 min

Iberdrola ha vuelto a contar con Navantia para uno de sus proyectos de energía eólica marina. En este caso, la eléctrica ha realizado a la UTE compuesta por la compañía pública de astilleros y Windar el mayor pedido de su historia en este ámbito: un contrato valorado en 350 millones de euros para la fabricación de las plataformas en las que se sustentan los aerogeneradores a varios kilómetros de la costa.

En concreto, Navantia fabricará 62 'jackets', como se denominan técnicamente estas plataformas, en sus instalaciones de Fene, en Ferrol, mientras que Windar se encargará de los pilotes en su planta de Avilés.

2.000 empleos

El contrato, que ha sido suscrito este jueves en la sede de Fene, supone la creación de más de 2.000 puestos de trabajo directos, de los de que casi 1.000 corresponden a las platas de Navantia y Fene y el resto se repartirán en diversas empresas de Francia, que se encargarán de diversos accesorios de la infraestructura.

De hecho, como consecuencia de este contrato, Navantia-Windar abrirá una factoría en la localidad francesa de Brest para culminar algunos de los trabajos relacionados con el pedido.

Pedidos por 1.000 millones

Se trata del tercer proyecto de eólica marina de Iberdrola en el que cuenta con la participación de Navantia. Antes, la eléctrica que preside Ignacio Galán ya realizó encargos a los astilleros públicos para sus parques de Wikinger, en las aguas alemanas del Mar Báltico, e East Anglia One, en el Reino Unido.

Con el que acaba de rubricarse, estos encargos suman un montante global próximo a 1.000 millones de euros.

Reactivación económica

El contrato se ha firmado en un acto solemne en el que además de Galán y los presidentes de Navantia, Susana de Sarriá, y Windar, Orlando Alonso, ha contado con la presencia del presidente de la Xunta de Galicia, Alberto Núñez Feijóo, y el delegado del Gobierno en Galicia, Javier Losada.

En su alocución, Galán ha remarcado que el contrato demuestra que “la economía verde es un gran polo de industrialización y de empleo sostenible y de calidad, ahora que la revitalización de la actividad es más importante que nunca”.

Inversión de 2.400 millones

La presidenta de Navantia se ha mostrado esperanzada en el crecimiento de un sector como el de la eólica marina en el que esperan seguir acompañando a Iberdrola.

El parque marino de Saint-Brieuc cuenta con una potencia instalada cercana a 500 megavatios y será capaz de generar energía limpia para el consumo de hasta un millones de personas. La inversión de Iberdrola en el proyecto se aproxima a los 2.400 millones de euros.