Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Pasajeros en el Aeropuerto Josep Tarradellas Barcelona-El Prat, que sufre la huelga de EasyJet / AENA

La huelga en Ryanair abre un verano complicado en los aeropuertos

La plantilla de la aerolínea irlandesa arranca los paros veraniegos con una protesta que afecta hoy a 73.000 pasajeros, pero que no cancelará ningún vuelo, según la compañía

3 min

Cuatro huelgas aéreas y el caos en Lufthansa complicarán la movilidad en los aeropuertos en el arranque de la temporada estival en España. Los primeros problemas para desplazarse en avión a lugares de asueto comienzan hoy, cuando cerca de 1.800 tripulantes de cabina de Ryanair inician la primera de las seis jornadas de huelga en toda Europa, con un impacto esperado en 73.200 pasajeros pero ningún vuelo cancelado en España, según la aerolínea. 

El paro de los tripulantes de cabina (TCP) en la compañía aérea irlandesa tendrá lugar desde hoy viernes, 24 de junio, hasta el domingo 26. Se repetirá el jueves 30 de junio y el sábado 1 de julio y domingo 2. La protesta afectará a las diez bases de la operadora en España, incluyendo la del Aeropuerto Josep Tarradellas Barcelona-El Prat. Para los seis días, Ryanair tiene programados 2.649 vuelos

Protesta en Bélgica

La huelga en la aerolínea de bajo coste, que es de alcance paneuropeo, coincide con otra movilización, en este caso nacional. El personal de Brussels Airlines concluye hoy una protesta de dos días que pivota sobre la reivindicación de mejoras laborales. 

Globalmente, el descontento del personal tendrá efectos sobre 525 vuelos, pese a que ya ha cancelado 315 de forma preventiva. Se estima que unos 40.000 pasajeros han sufrido las consecuencias de la protesta aérea. 

easyJet, la siguiente

Cuando termine el conflicto laboral en la capital europea --que coincide con una cumbre de jefes de Estado y de gobierno-- será el turno de otra huelga, esta vez en España. Los TCP de easyJet han convocado paros para los días 1 a 3 de julio; 15 a 17 de julio y 29 a 31 del mismo mes. 

La llamada a abandonar sus puestos de trabajo tiene lugar por la reivindicación de mejoras salariales. Se dirige a 450 trabajadores y se centra en los fines de semana de más actividad de julio, por lo que se prevé un impacto significativo en la operativa de la aerolínea británica. 

A la espera de British Airways y Lufthansa

También en el Reino Unido, el personal de tierra de British Airways (BA) votó esta semana convocar huelgas en el aeropuerto de Londres-Heathrow en verano. La convocatoria aún no tiene fechas, pero se prevé que afecte a "decenas de miles de viajeros" cuyo vuelo parte y llega del primer aeródromo de las Islas Británicas. 

El mar de fondo en uno de los principales mercados turísticos nacionales se une a otro en el segundo país emisor: Alemania. Lufthansa ya ha anunciado que tendrá que cancelar 3.100 vuelos en julio y agosto debido a la falta de personal. El anuncio se suma a uno previo que detallaba la cancelación de 900 enlaces aéreos.