Menú Buscar
Albert Bosch (2d), consejero delegado y cofundador de Housfy, junto a Marc Valls (d), asesor financiero; Miquel A. Mora, cofundador; y Víctor Casellas, de comunicación / CG

Housfy, la ‘start up’ que pone en un aprieto a la intermediación inmobiliaria

La compañía que ha conseguido casi dos millones de euros de fondos elimina las comisiones de la venta de pisos

6 min

La intermediación inmobiliaria en España era uno de los pocos sectores en los que la innovación tecnológica había tenido un impacto más limitado. Casi limitado a la proliferación de portales de anuncios on line. Pero desde hace poco más de un año la start up Housfy ha dado el revolcón al sector.

Su primera reivindicación resulta toda una declaración de intenciones. “Vende tu vivienda sin comisiones”, afirma en toda su publicidad. Más allá de ser un eslogan, implica un cambio destacado en un sector en el que las comisiones de los vendedores suelen rondar el 3-4% del precio final de venta. La tarifa plana para cualquier intermediación es de 3.600 euros. Independientemente del precio final.

Transparencia en las operaciones

Albert Bosch, consejero delegado y cofundador de Housfy, explica que su principal diferencia en el modelo de negocio es “filosófica”. Reivindica la “transparencia” en cualquier operación, en ofrecer a los clientes todas las herramientas y los recursos de los que disponen para que puedan obtener estadísticas del mercado con las que realizar de forma correcta la valoración de su inmueble y, en consecuencia, venderlo.

Todo ello, para minimizar las dudas y temores que se suelen dar en el sector. “En general, es un mundo muy oscuro”, indica, “y muchas veces no se tiene en cuenta que se juega con el principal patrimonio de una persona, su vivienda”. Por ello también se implica a la persona que quiere realizar la venta en el proceso.

Venta de una vivienda

La operativa no dista demasiado de la de cualquier otro agente inmobiliario en su fase inicial. Los interesados en vender una propiedad se ponen en contacto con los vendedores de Housfy y se inicia el proceso. Como no podría ser de otra forma en una start up, es todo on line. Luego, un fotógrafo profesional se acercará a la vivienda para realizar un reportaje, en el que se validará toda la información que ha facilitado el cliente y se colgará en la página web.

Bosch señala que en la ciudad de Barcelona el 90% de los pisos se venden en unos 40 días y que en las ciudades del área de influencia, como Mataró, se llega a los 60 días. Un calendario muy parecido al de Madrid.

El cliente realiza las visitas

Otro de los cambios destacados en este modelo de intermediación es que son los clientes los que deben enseñar las viviendas a los interesados. Housfy ayuda a cerrar las citas, pero es el propietario el que recibe, atiende y negocia con el posible comprador. El consejero delegado defiende este modelo: “Es mucho más efectivo a la hora de dar información sobre el estado del piso, los vecinos, el barrio”.

Por el momento, el éxito de la compañía es incuestionable. La start up nació el primer día laborable de 2017. Bosch, de familia de promotores y conocedor del mundo digital (fue consejero delegado en Groupalia), contó inicialmente con el apoyo del business angel y mentor Carlos Blanco para desarrollar su idea de innovar en la venta de pisos.

Expansión prevista

Relata que en marzo de ese año ya habían vendido su primer inmueble en Barcelona. El verano pasado pusieron el primer pie en Madrid y ya tienen el foco puesto en la expansión internacional a medio plazo. Con Italia y México como territorios preferidos.

Aunque, a un año vista, su principal objetivo es el de entrar en el top 5 de agencias de intermediación inmobiliaria del país. En un año y medio se han situado entre las diez primeras de Barcelona ciudad.

Capitalización

Nuclio Venture Builder les apoyó para dar los primeros pasos y, entre otros, les facilitó disponer de oficina en el Barcelona Tech City. En julio de 2017 abrieron una primera ronda de financiación con la que captaron 500.000 euros. Sumaron a Javier Rubió en el proyecto, inversor que ahora está al frente de Galdana Ventures y que anteriormente capitaneó la gestora de capital riesgo Nauta Capital e Inspirit. Además de obtener 150.000 euros del Institut Català de Finances (ICF).

En febrero levantaron un millón de euros en otra ronda en la que sumaron al fondo inglés Loric Ventures. Realizó la principal aportación, aunque también invirtieron los fundadores de la compañía de videojuegos Social Point, Andrés Bou, Marc Canaleta y Horacio Martos; además del cofundador de los clasificados Trovit, Iñaki Ecenarro.

Bosch anuncia que antes de que termine el ejercicio intentarán captar de nuevo capital. Será el impulso final a la expansión de Housfy.