Menú Buscar
María Jesús Montero, la ministra de Hacienda en funciones que ha publicado el nuevo listado de morosos con Hacienda / EFE

Las grandes quiebras copan la lista de morosos con Hacienda en Cataluña

Isolux es la empresa con más deuda, con más de 300 millones, aunque Fergo Aisa, Sanahuja Escofet, Gas Gas, Miró y Unipost también aparecen en el ranking

28.06.2019 00:00 h.
5 min

La Agencia Tributaria ha conseguido reducir un 8% la lista de grandes morosos del país en un año. Así se muestra en el listado que dio a conocer este jueves, un ranking que llega a los 14.100 millones de euros e incluye 4.028 nombres. En Cataluña, los principales concursos de acreedores que se han vivido en la última década se llevan el protagonismo.

Isolux Corsán, el grupo de ingeniería y construcción que colapsó en el verano de 2017, debe 315,8 millones de euros mientras que su filial Corsan-Corviam arrastra un pasivo de otros 1,49 millones. Es la sociedad que está en el podio de la morosidad en toda España, ya que ninguna otra compañía ni siquiera se acerca a esta cifra.

Sanahuja y Unipost

A pesar de la distancia numérica, también aparecen en una posición privilegiada de la lista la familia Sanahuja Escofet, cuya inmobiliaria debe 16,14 millones de euros al fisco. A esta cantidad se le deben sumar los 13,6 millones de Caufec SA, la filial presidida por Román Sanahuja para desarrollar la zona de lujo de Finestrelles (Esplugues del Llobregat).

Detalle de la entrada a la sede Unipost en L'Hospitalet de Llobregat (Barcelona) / UNIPOST
Detalle de la entrada a la sede Unipost en L'Hospitalet de Llobregat (Barcelona) / UNIPOST

También se deben destacar los 12,4 millones de pasivo con Hacienda que arrastra Unipost, la empresa postal de uno de los miembros de la familia Raventós que está implicado en la causa judicial del 1-O. También quebró en verano de 2017 y actualmente un fondo de inversión especialista en litigios, Ramco Litigation Funding, se ha quedado con la gestión del concurso. Su primera decisión ha sido instar una demanda millonaria contra Correos, al que acusa de propiciar su situación al ejercer una posición de abuso de mercado.

Fergo Aisa y Essentium

Fergo Aisa fue otra de las inmobiliarias cuya quiebra llegó a los titulares, especialmente tras la petición de siete años de cárcel por fraude que pidió la Fiscalía para el que fuera su presidente, Carlos Fernández. El juicio se celebró en diciembre. Más allá de los tejemanejes del ejecutivo, la sociedad que ahora está en liquidación tiene reconocida una deuda con Hacienda de casi 13,1 millones.

Los negocios fallidos de la familia Monje también acumulan facturas con la Agencia Tributaria. Essentium Inversiones ha dejado un agujero de más de 11,3 millones con el fisco, mientras que Assignia Infraestructuras suma otros 2,57 millones a esta situación.

Clubes deportivos, Fotoprix y Miró

Destacan también los pasivos con el fisco que han amasado varios clubes deportivos. La factura del Club de Bàsquet Girona asciende a los 10,12 millones, la de Unió Esportiva Lleida a 11,39 millones y el Lleida Basquet Deportivo, debe 1,04 millones.

Un establecimiento de Miró Electrodomésticos en Barcelona / GOOGLE
Un establecimiento de Miró Electrodomésticos en Barcelona / GOOGLE

Fotoprix debe 6,46 millones, mientras que la cadena de electrodomésticos Establecimientos Miró ha contraído un pasivo de 4,7 millones. Además, el que fuera el propietario de esta firma intentó superar la fallida con la puesta en marcha de Francisco Miró SA, otra empresa que se dedicaba a los mismo. En este caso, la factura con Hacienda es de 6,19 millones.

Spanair aún colea

Spanair aún debe abonar 7,1 millones al fisco; la inmobiliaria Habitat SA, cuenta con un pasivo de 1,2 millones; la textil Aninoto debe 1,15 millones y el fabricante de tejidos catalán Artextil, que también cesó su actividad, aún debe cumplir con el pago de 1,62 millones.

Comdifil, la sociedad que explotaba marcas como Shana o Double Agent, tiene un pasivo de 5,46 millones, mientras que la cadena de comida La Baguetina Catalana ha dejado de abonar 1,2 millones a la Agencia Tributaria.

Personas físicas y jurídicas

Cabe tener en cuenta que el Ministerio de Hacienda, encabezado en funciones por María Jesús Montero, sólo hace públicos los nombres de los deudores que superan el millón. Incluye desde compañías como Gas Gas Motos, con 1,25 millones de deuda, y grupo Tecnipublicaciones, que arrastra 2,23 millones, a personas físicas como Josep Font Fatjó, propietario de Àrids Catalunya, que cuenta con un pasivo de 1,03 millones.

El listado estatal se actualizará el próximo año, aunque la Generalitat de Cataluña ha prometido que quiere promover una publicación territorial. Ambas Administraciones coinciden en que hacer públicos los nombres anima a los morosos a cumplir con sus obligaciones con el fisco.

¿Quiere hacer un comentario?
Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información