Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
La vicepresidenta tercera del Gobierno y ministra de Economía, Nadia Calviño, presenta el nuevo objetivo de PIB / EP

El Gobierno prevé que el PIB se desplome un 9,2% en 2020

El cuadro macroeconómico de Moncloa estima una recuperación en V asimétrica, con un crecimiento del 6,8% en 2021. El paro subirá hasta el 19% y la deuda pública se disparará al 115,5%

5 min

La economía española padecerá una caída del 9,2% en 2020, de acuerdo con el cuadro macroeconómico que ha remitido el Gobierno a la Comisión Europea en las últimas horas. El Ejecutivo prevé una recuperación moderada a partir de la segunda mitad del año, que cristalizará en 2021, con una recuperación del 6,8%.

Además, el déficit público escalará hasta los 115.000 millones de euros, con lo que se situará en el 10,34% del PIB, el mayor desde 2012. Por su parte, la deuda pública se disparará hasta el 115,5% en 2020. El Gobierno estima una caída de los ingresos públicos de algo más de 25.000 millones de euros, de acuerdo con las cifras presentadas este viernes en Moncloa por la vicepresidenta tercera del Gobierno y ministra de Economía, Nadia Calviño, y la ministra portavoz y de Hacienda, María Jesús Montero.

Un 19% de paro

La previsión del Gobierno, reformulada como consecuencia de la crisis del coronavirus, considera que la caída del crecimiento también tendrá una notable repercusión en el mercado laboral. De este modo, el paro cerrará el ejercicio en el 19% de la población activa, de acuerdo con la información remitida a Bruselas.

El Gobierno remitió a última hora de ayer a la Comisión Europea, al borde del plazo establecido, el Plan de Estabilidad 2020-2023 así como el Plan Nacional de Reformas, en los que se incluyen los nuevos objetivos. Moncloa ha esperado hasta hacer pública la primera estimación del PIB del primer trimestre, que registró una histórica caída del 5,2%, después de que a mediados de marzo se declarara el estado de alarma, que interrumpió de forma radical la actividad económica en el país.

Un agujero de 115.000 millones

La caída de la economía española prevista por el Gobierno supone, en términos absolutos, un agujero de unos 115.000 millones de euros. Calviño ha explicado que "el impacto de la hibernación económica, consecuencia de las medidas de contención de la pandemia, ha sido muy fuerte". La vicepresidenta tercera ha admitido que este efecto ha sido debido a que las restricciones a la movilidad y la actividad económica ha sido mayor que en otros países del entorno ya que "hemos sido los más castigados por el virus, junto con Italia".

Calviño ha señalado que el escenario descrito en el nuevo cuadro macroeconómico se basa en los supuestos de la Comisión Europea y del Fondo Monetario Internacional (FMI), así como en estimaciones propias a partir de indicadores adelantados. Las cifras también cuentan con el aval de la Autoridad Independiente Fiscal (Airef)

Previsiones mundiales

El Gobierno se ha visto obligado a recomponer el cuadro macroeconómico que había elaborado previamente, con vistas a la elaboración de los Presupuestos Generales del Estado, y que ha quedado completamente desfasado como consecuencia de la crisis del coronavirus.

Las previsiones que se han publicado en las últimas semanas dibujan un panorama poco alentador para la economía española. En concreto, el FMI augura una caída del 8% del PIB en 2020 y una recuperación del 4,3% al año siguiente. Un pronóstico en el que coincide BBVA en lo referido al ejercicio en curso, ya que el banco considera que el rebote en 2021 será algo superior.

Por su parte, tanto Funcas como Caixabank se muestran algo más optimistas. La primera estima que la economía española se hundirá un 7% este año, mientras que los cálculos de la entidad financiera se van hasta el 7,2%. Sin embargo, ambas prevén que el crecimiento del PIB en 2021 se situará notablemente por encima del 5% (un 5,4% en el caso de Funcas, hasta un 5,9% en opinión de Caixabank).