Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
El 'conseller' de Economía, Jaume Giró, en el acto de Pimec sobre turismo / PIMEC

Giró pide "preservar las fortalezas" del turismo en Cataluña y tener cuidado con los cambios

La patronal Pimec reclama un pacto sobre el sector, que impulse su actividad y valor añadido como motor de transformación e innovación

Ricard López
5 min

El conseller de Economía de la Generalitat de Cataluña, Jaume Giró, ve con "optimismo" el futuro del turismo en Cataluña y ha apostado por preservar los fundamentos y fortalezas del sector, como el sol y playa, a la vez que cree que hay que seguir innovando y siendo creativos. El dirigente cree que las bases del turismo catalán son "sólidos", aunque advierte de que Barcelona no puede "dejar perder" más oportunidades.

Durante la jornada Bases para un pacto sectorial para el turismo, organizada por la patronal Pimec, el conseller ha asegurado que Cataluña es un destino turístico de primer nivel, cuyo sector representa entre un 12% y un 14% del PIB, con un volumen de negocio de 40.000 millones al año y que ocupa a unas 450.000 personas.

Casi 40 millones de visitantes al año

Así, se estima que cada año se alojan en Cataluña 39,5 millones de turistas, la mitad de ellos extranjeros, datos que lo hacen ser un "sector estratégico" para la comunidad.

Giró, no obstante, ha advertido de que hay que tener cuidado ante la intención de hacer cambios estructurales, porque muchas cosas funcionan: "Cuando se deshacen las cosas que creemos que no sirven, sin querer podemos perder aquello que nos aporta valor".

Calidad

En este sentido, ha defendido el turismo de sol y playa con la calidad y trato que requiere, porque este modelo permite que millones de personas acudan cada año a las costas catalanas: "No pueden estar equivocadas".

Para el conseller, es de prever que durante las próximas décadas el atractivo turístico siga creciendo porque "todos los indicadores así lo señalan", por lo que ha defendido una transformación sin olvidar las fortalezas.

Las cinco 'P'

Así, ha destacado que la industria turística se puede pensar a través de las cinco 'P': producto, precio, proximidad, personas y paisaje, y que estas premisas no se pueden tirar por "el vertedero".

Acto de Pimec sobre el turismo en Cataluña / PIMEC
Acto de Pimec sobre el turismo en Cataluña / PIMEC

Giró ha puesto de manifiesto que el producto hace que los turistas estén satisfechos y quieran volver, y que el precio es competitivo y que contar con precios ajustados y márgenes razonables es una buena estrategia porque se trata de una industria que requiere "volumen y masa crítica".

Europa, mercado prioritario

Asimismo, ha destacado la proximidad de la industria, ya que la mayoría de turistas provienen del Reino Unido, Francia y Alemania, lo que supone tener a Europa como mercado prioritario, y las personas y el paisaje de Cataluña, que según él hacen que los turistas se sientan bien y que la industria tenga mucho recorrido y oportunidades.

También ha destacado la riqueza de patrimonio natural, cultural y de paisaje urbano que tiene Cataluña, que todavía tiene mucho recorrido, oportunidades y potencial. Sin embargo, al referirse a Barcelona ha asegurado que no puede "dejar perder" ni desaprovechar más oportunidades.

Pimec pide un pacto por el turismo

Giró está convencido de que durante las próximas década el atractivo turístico de Cataluña seguirá creciendo y ha mostrado su esperanza en que se abra la vía diplomática para solucionar la guerra en Ucrania, "un conflicto terrible desde el punto de vista de vidas humanas" y de consecuencias económicas.

Por su parte, el presidente de la patronal de pequeñas y medianas empresas de Cataluña (Pimec), Antoni Cañete, ha propuesto elaborar un "pacto nacional para el turismo": una hoja de ruta consensuada para no perder un "motor" tan importante para la economía.

El dirigente empresarial reconoce que la pandemia de coronavirus "ha dejado muy tocado el sector" y aboga por convertir las amenazas en oportunidades para mantener el "liderazgo mundial".