Menú Buscar
Imagen de una estación de servicio de Petromiralles, acusada de fraude / CG

Arranca el juicio por el macrofraude de Petromiralles

Los hermanos Torrens, al frente de la cadena de gasolineras, al banquillo por defraudar presuntamente el IVA e impuestos especiales mediante una filial

11.02.2019 08:50 h.
4 min

Los dueños de la red de gasolineras Petromiralles se sientan a partir de hoy en el banquillo por presunto fraude. José María y Pedro Torrens, fundadores de la empresa distribuidora de carburantes fundada en 1967, deberán responder ante el juez por un supuesto desfalco de 7,9 millones de euros de Impuestos sobre el Valor Añadido (IVA) e impuestos especiales entre 2009 y 2010.

Ambos serán juzgados en la Audiencia Nacional por utilizar, presuntamente, la sociedad Hercobús Fomento para eludir el pago de impuestos. La Fiscalía acusa a la pareja de empresarios de cuatro delitos contra la Hacienda Pública y otros tantos de blanqueo de capitales. Por ello, el ministerio público pide para los patronos nueve años de privación de libertad y una multa de 22 millones de euros. También reclama a la compañía una indemnización igual al importe supuestamente defraudado.

Pieza de un fraude mayor

El juicio que empieza hoy contra los hermanos Torrens es una pieza de un macroproceso mucho mayor que investiga un presunto fraude en la red de gasolineras de Petromiralles entre 2011 y 2013. La empresa de estaciones de servicio en Cataluña se habría ahorrado hasta 147 millones de euros mediante el escamoteo del pago del IVA y la alteración del precio de la gasolina y el gasóleo que comercializaba. La presunta añagaza la desbarató la Guardia Civil en una operación policial en 2013 que acabó con diecisiete detenidos. Dos de ellos acabaron en prisión provisional.

Imagen de Josep Maria Torrens, fundador de Petromiralles y exalcalde de CiU / CG

Imagen de Josep Maria Torrens (i), fundador de Petromiralles y exalcalde de CiU / CG

Según la Fiscalía, los dueños de Petromiralles utilizaron la filial Hercobús, especializada en el comercio al por menor de combustibles, para eludir el pago de impuestos. Cree el ministerio fiscal que esta mercantil "era de carácter meramente instrumental, carente de trabajadores". Según el letrado, uno de los investigados, Emili M.C., creó esta sociedad en 2008, aunque los hermanos Torrens, "fueron siempre los verdaderos administradores". Controlaban según la Fiscalía la gestión administrativa y comercial de una firma vacía.

Exalcalde de CiU

Cabe recordar que las supuestas tretas de Petromiralles las desarboló la Guardia Civil en 2013. El instituto armado practicó varios registros y se incautó de un millón de euros en efectivo, 9.000 yuanes chinos y billetes en moneda extranjera. Asimismo, las entradas de los agentes, que dirigió la Fiscalía de Delitos Económicos de Barcelona, permitieron localizar e interceptar una arma y "abundante munición" carente de licencia. Ello le valió a Josep Maria Torrens un cargo de tenencia ilícita de armas.

El caso tiene otra arista política destacada. Torrens era el alcalde de CiU del municipio de Santa Maria de Miralles (Barcelona). Renunció a su puesto en julio de 2013 tras quedar en libertad con cargos tras pasar a disposición judicial. Su lugar lo ocupó el hasta entonces primer teniente de alcalde, Pedro Argelich. Cabe recordar que los convergentes gobernaban el pequeño municipio de 150 habitantes con cuatro de los cinco concejales del pleno. El otro edil pertenecía a la formación Miralles Decide-Acuerdo Municipal.

¿Quiere hacer un comentario?
Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información