Menú Buscar
Josep Sánchez Llibre, presidente de Foment del Treball, durante un acto público / CG

Foment del Treball pide “administrar con responsabilidad” la sentencia del 1-O

La patronal reconoce que la decisión del Supremo comportará “reacciones políticas” y una “afectación emocional”, aunque reclama garantizar la convivencia

10.10.2019 18:08 h.
3 min

Foment del Treball ha advertido este jueves de que las reacciones a la sentencia del caso 1-O se deberán “administrar con responsabilidad”. La organización presidida por Josep Sánchez Llibre reconoce que el fallo del Tribunal Supremo comportará “reacciones políticas” y una “importante afectación emocional”, pero lanza un mensaje de serenidad que contrasta con la estrategia lanzada desde la presidencia del Consejo General de Cámaras de Comercio, encabezada por Joan Canadell. La declaración institucional que ya ha sido aprobada en Barcelona en la que se reclama una contestación "unitaria" y que llegue a nivel internacional para defender a los "presos políticos". 

La gran patronal catalana mantiene que todas las respuestas que se den a partir de la jornada en que se divulgue el fallo deben “garantizar la convivencia”. También muestran de nuevo su rechazo contra la huelga general que ha sido convocada el próximo viernes 18 de octubre, el nuevo paro de país.

Actividad económica

En este sentido, recuerdan que la “legítima manifestación de protesta” no debe afectar al “normal desarrollo de la actividad económica” y que termine poner contra las cuerdas la “cohesión social” de Cataluña.

También deja claro el “respeto más absoluto” que Foment del Treball brinda a las “decisiones políticas” y a la “pluralidad política”. Recuerda que esta atención es una de las principales bases del “estado de derecho y democrático en el que convivimos”.

Nueva etapa política en Cataluña

La patronal señala que la sentencia lleva a la apertura de una nueva etapa política en la comunidad. Afirma que desde el “respeto mutuo” y la “legalidad” se puede superar el “callejón sin salida” en que se encuentran las relaciones entre Cataluña y España.

Reclama un acuerdo que “facilite la recuperación de la estabilidad” y la “normalidad democrática e institucional”, el mensaje de los empresarios que quieren evitar la confrontación promovida desde las voces más radicales del independentismo. 

Se espera que el Tribunal Supremo notifique a los acusados el fallo del caso 1-O el próximo lunes.