Menú Buscar
El equipo directivo del FMI durante la presentación del informe de perspectivas económicas / EFE

El FMI alerta del mayor frenazo de la economía desde la crisis

El organismo recorta una décima el crecimiento de España, que se sitúa por encima de la media de la Eurozona

15.10.2019 17:28 h.
3 min

El Fondo Monetario Internacional (FMI) ha abonado este martes los malos augurios sobre la salud de la economía. El organismo ha rebajado sus previsiones de crecimiento de la economía mundial al 3% para 2019 y al 3,4% en 2020, lo que supone restar dos y una décima, respectivamente, a lo pronosticado en julio. El dato supone el ritmo de crecimiento más bajo desde la crisis financiera.

"La economía global está en un frenazo sincronizado y estamos, de nuevo, revisando a la baja el crecimiento para 2019 al 3%, su ritmo más bajo desde la crisis financiera global", ha indicado la economista jefa del FMI, Gita Gopinath, al presentar el informe de Perspectivas Económicas Globales.

Deterioro del comercio global

La ralentización atiende a un “agudo deterioro de la actividad manufacturera y del comercio global”, según Gopinath, que lamenta el daño a la inversión que suponen los aranceles y la prolongada incertidumbre. De hecho, los principales protagonistas de la guerra comercial, Estados Unidos y China, han visto rebajadas sus previsiones de crecimiento.

El FMI recorta una décima el crecimiento de China para este año y dos para el siguiente, situándose en el 6,1% y el 5,8%. Por su parte, EEUU crecerá un 2,4% en 2019, dos décimas menos de lo previsto hasta el momento. De hecho, los lastres comerciales han situado el crecimiento comercial en la primera mitad de 2019 en una tasa del 1%, la tasa más baja desde 2012.

España, por encima de la Eurozona

En lo que respecta a la economía española, crecerá un 2,2% en 2019 y un 1,8% para el año siguiente, una décima por debajo de lo previsto. No obstante, a pesar de la rebaja, el país se mantiene por encima de la media de la Eurozona, que avanzará un 1,2% este año y un 1,4% en 2020.

Las economías más lastradas en Europa serán Alemania e Italia. El primero es uno de los países que sufre un mayor recorte y crecerá solo el 0,5% este año y el 1,2% el próximo. Se trata de una rebaja de dos y cinco décimas motivada por la caída de la producción en el sector del automóvil. En el caso italiano se espera un crecimiento nulo en 2019 y del 0,5% para 2020, tres décimas menos de lo previsto.