Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Un tren de la red de Ferrocarrils de la Generalitat (FGC) en una estación de Cataluña / EUROPAPRESS

Ferrocarrils de la Generalitat ejecutó menos de la mitad del presupuesto de inversiones de 2020

La desviación es mayor en las últimas cuentas anuales, por los efectos de la pandemia, aunque durante el resto de la presidencia de Ricard Font superó también el 50%

4 min

Ferrocarrils de la Generalitat de Catalunya (FGC) ha ejecutado durante 2020 menos de la mitad de las inversiones presupuestadas. El capítulo seis de las cuentas de la empresa pública muestra una desviación total negativa de 189.079.105,91 euros, y justifica la alteración “al impacto del Covid-19, que ha provocado un retraso en la ejecución de las inversiones”. No obstante, en 2019, sin estar en pandemia, se superó el 50% y en el cierre de 2018 fue también similar, justo el año en el que Ricard Font entró a presidir la institución.

La desviación entre el presupuesto definitivo aprobado y lo ejecutado fue del 57,9% en 2020, otro 60,9% en 2019 y el 47,12% en 2018. Este último año, cabe añadir, estuvo marcado por el cambio en la presidencia de Enric Ticó a Font en julio. No obstante, el relevo no supuso ningún cambio en la inversión no realizada históricamente por FGC. En 2017 también faltó por materializar el 56,2% de lo estimado en ese ejercicio.

Maquinaria y material de transporte

La histórica baja ejecución en FGC topa con dos grandes epígrafes presupuestarios. El 522, referente a las infraestructuras ferroviarias; y el 651, en lo que respecta a ordenación, fomento y promoción turística. El primero es el que cuenta con mayor gasto: 480.065.245 euros en 2020. De éstos, 301.117.543 euros fueron a parar a inversiones.

La mayoría de las inversiones del texto definitivo aprobado por FGC fueron las de maquinaria, instalaciones y utillajes, con 120.842.732 euros, de las que se ejecutó tan solo el 47,8% (57.764.984 euros); y las de material de transporte con 111.961.773 euros, tan solo realizadas a 31 de diciembre del año pasado en el 36,8% (70.755.493 euros). Esto, sin contar el traspaso de cantidades no certificadas del ejercicio anterior, que en 2019 superó el 60% de desviación.

Línea R12 de Rodalies

La empresa pública no ha logrado cumplir sus inversiones en los últimos años, especialmente en maquinaria, instalaciones, utillajes y material de transporte. Esto supone que, frente al anuncio previo del vicepresidente de la Generalitat, Jordi Puigneró, de gastar 65 millones de euros (más de 78 millones con IVA) en la adjudicación y servicio para la línea R12 de Rodalies de Renfe en 2024, podrían no cumplirse los plazos o afectar a otras mejoras en el resto de las rutas de FGC.

En este sentido, la inversión para operar la R12 por parte del Govern, que como ya explicó Crónica Global comenzará a gestionar FGC en 2024, podría incluirse en el presupuesto o una modificación de éste en 2022. Es decir, sin una previsión plurianual que permitiera saber cuánto se gasta cada año y con inversiones que pasan de un año a otro, como sucede históricamente en Ferrocarrils. La duda es si la expansión en Rodalies de Lleida de la empresa de transporte de la Generalitat afectará negativamente al resto de líneas que actualmente gestiona, partiendo de la base que cada año ejecuta menos de la mitad y arrastra asignaciones de ejercicios anteriores.