Menú Buscar
Los fabricantes aspiran a producir medio millón de coches eléctricos en 2030 / EP

España aspira a producir 500.000 coches eléctricos en 2030, el 30% del total

Los fabricantes advierten de que la transición debe ser ordenada para evitar poner en riesgo la competitividad del sector

3 min

No hay marcha atrás. La penetración de los coches eléctricos resulta imparable. Y así lo ha venido a certificar  el vicepresidente de la Asociación Española de Fabricantes de Automóviles y Camiones (Anfac), Mario Armero, al poner sobre la mesa el reto de fabricar 500.000 vehículos eléctricos en 2030, llegando a una cuota de mercado del 30%  y mantener así la posición de España como segundo mayor productor de vehículos, de todo tipo, de Europa.

No obstante, Armero hacía un llamamiento a la prudencia durante su intervención en el IV Foro Nissan de movilidad sostenible, al advertir de que la transición no puede ser "forzada", sino "ordenada", para evitar "importantes impactos sociales y económicos que pueden poner en riesgo la competitividad de la industria".

Pedidos insuficientes

El vicepresidente de Anfach recordaba también cómo en 18 meses llegarán a las plantas españolas 15 nuevos modelos, de los que la mitad tienen versión alternativa híbrida, eléctrica y de gas. Además, ha indicado que para el 2020 llegarán a España otros modelos electrificados.

Son pasos adelante, pero insuficientes, por lo que Armero por aumentar la competitividad del sector para atraer nuevos modelos, para lo que ha instado al Gobierno a aplicar reformas industriales "de calado", algo que ya están negociando con los ministerios de Industria y de Transición Ecológica.

Incentivos de la compra de vehículo eléctricos

En este sentido, una de las peticiones de Anfac es incrementar la demanda, eliminando barreras y ejecutando cuanto antes los programas Movalt y Vea de incentivación de la compra del vehículo eléctrico e instalación de infraestructura de recarga que ya están incluidos en los presupuestos.

"Es cuestión solo de un acuerdo administrativo", ha asegurado Armero, que también ha considerado su financiación (66 millones) insuficiente, por lo que ha pedido que ascienda a 150 millones de euros al año durante los próximos dos años para dar estabilidad y que "no se agoten en horas".

Otra de las propuestas de la patronal de fabricantes es que se reduzca la fiscalidad del vehículo eléctrico, reduciendo el IVA, como ya ha recomendado la Comisión Europea, y que se elimine la figura del gestor de carga, que dificulta la instalación de puntos de carga.