Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Vivienda en alquiler en Barcelona / EP

La escalada de precios encarecerá en 650 euros los alquileres en Barcelona

La nueva subida de los arrendamientos a partir del próximo año se suma al aumento del 3,1% registrado en 2021

3 min

El aumento del Índice de Precios de Consumo (IPC) adelantado de diciembre en un 6,7% provocará un encarecimiento de 648 euros anuales de los alquileres en Barcelona a partir de 2022. La estimación ha tomado como base el precio medio al que se alquilaron los pisos de dos habitaciones en diciembre de 2020 en todas las provincias y capitales.

Según ha informado el portal inmobiliario Idealista, otras ciudades catalanas también registrarán alzas como consecuencia de la escalada de la inflación. Así, en Girona, el aumento será de unos 600 euros anuales; en Lleida, de 450 euros anuales, y en Tarragona, de 550 euros anuales.

Nueva subida en Barcelona

Pero los arrendatarios barceloneses serán los más perjudicados en España, solo por detrás de los de San Sebastián, cuyo precio subirá 720 euros al año. A esta nueva alza se suma el incremento del 3,1% registrado en el parque de vivienda en alquiler en Barcelona a lo largo de 2021.

Pese al endurecimiento del mercado del alquiler en la ciudad, fruto de la aplicación de la ley autonómica que fija un tope para los arrendamientos, los precios de los pisos siguieron una tendencia alcista en la capital catalana. Justo lo contrario de lo que sucedió en el conjunto de España, donde se registró una caída media del 4,5%, y de la capital española. En Madrid, los precios bajaron más que en Barcelona pese a no contar con una normativa específica para limitar el coste del alquiler.

46 euros más al mes

A la legislación catalana se ha sumado la caída del stock en las grandes urbes, que ha perjudicado aún más a la metrópolis barcelonesa. El portavoz de Idealista, Francisco Iñareta, ha remarcado que "la oferta disponible ha sido el factor que ha marcado el ritmo del mercado del alquiler durante todo 2021". 

De cara a 2022, en el conjunto del país las rentas del alquiler se incrementará en 550 euros al año, es decir, 46 euros de media al mes. Los mercados con menos afectación serán Ciudad Real, con 280 euros más al año, seguida de Ávila, Cuenca, Lugo y Ourense, con un aumento de 300 euros anuales.