Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Ignacio Galán, presidente de Iberdrola, abandera la petición de las energéticas de adelantar el Plan de Energía y Clima / EP

Las energéticas piden a Sánchez acelerar el plan de renovables y reducir la fiscalidad

El sector presenta en la CEOE su particular receta para la recuperación económica y alerta de que países como Alemania y Francia ya se han adelantado en medidas para atraer inversiones

3 min

Las grandes compañías energéticas han propuesto al Gobierno adelantar a la mitad de la próxima década la consecución de los objetivos fijados para 2030 por el Plan Nacional de Energía y Clima (PIEC) para impulsar la recuperación de la economía tras la crisis del coronavirus y atraer la necesaria inversión a través de un marco fiscal atractivo y una reforzada seguridad jurídica.

Convocado por la CEOE en el marco de la gran conferencia organizada por la patronal para aportar ideas acerca de la reconstrucción económica, el sector energético ha insistido en que España debería aprovechar su destacada posición en un sector como el de las energías renovables para convertirlo en un vector de crecimiento aunque con la seria advertencia de que países del entorno como Francia y Alemania ya se han adelantado a la hora de establecer marcos atractivos para atraer inversiones, lo que genera un serio peligro de quedarse atrás.

90.000 empleos inmediatos

Iberdrola y Endesa han abanderado la idea de que el Gobierno acelere los planes del PIEC, que contempla inversiones de 240.000 millones de euros y planes para generar más de 300.000 empleos, para contribuir a la recuperación de la economía.

El presidente de Iberdrola, Ignacio Galán, ha propuesto incluso que el plan adelante los objetivos a 2025, cinco años antes de lo inicialmente fijado, lo que “generaría de forma muy rápida 90.000 nuevos puestos de trabajo”, especialmente en zonas afectadas en los últimos años por la despoblación.

Estrategia compartida

El consejero delegado de Endesa, José Bogas, se ha sumado a esta idea, bajo la premisa de que la sostenibilidad debe ser la clave para la recuperación. El ejecutivo ha apuntado que la aceleración del PIEC, aunque en su caso no ha sugerido una fecha concreta, tendría como consecuencia la creación de forma casi inmediata de 65.000 puestos de trabajo.

Ambas compañías han coincidido también en su estrategia de acelerar sus inversiones previstas para este año, con el fin de contribuir a paliar en la medida de lo posible los efectos de la pandemia, a base fundamentalmente de adelantar pedidos a proveedores.