Menú Buscar
Las pérdidas engullen un tercio del capital de Gas Gas-Torrot

El salto competitivo de Torrot-Gas Gas

El grupo liderado por Iván Contreras prevé terminar 2017 con beneficios y ultima nuevas motocicletas de enduro que presentará a lo largo del próximo ejercicio

4 min

Casi un año después de que Torrot Eléctric sellara la adquisición de la histórica firma de trial Gas Gas la unión de ambas firmas empieza a dar sus frutos y supone un salto competitivo para la compañía resultante. De entrada, se espera saltar de los dos millones de euros de facturación en 2015 a los 22 millones en el ejercicio en curso y se ultiman varios proyectos que se presentarán a lo largo de 2017.

Iván Contreras, fundador y consejero delegado del grupo, explica que trabajan en mejorar las “soluciones de movilidad” que han definido Torrot en los últimos años. Presentarán novedades en “vehículos de dos ruedas, tres ruedas y sin ruedas”. Es decir, en drones, un sector en el que esperan ganar una presencia destacable.

Nuevos modelos de Gas Gas

La firma centrada en la movilidad eléctrica dispone de un bagaje en el tecnológico que se aplicará tanto en las motocicletas tradicionales de Gas Gas como en los nuevos modelos que están en el horno.

En los próximos meses se lanzarán tanto nuevas motos de enduro de entre 200 y 300 centímetros cúbicos, un mercado en el que la histórica firma de Salt (Girona) lidera el mercado español, como de dos tiempos. “Queremos recuperar el liderazgo en este sector”, indica Contreras.

15 millones de Black Toro Capital

El plan de negocio vigente es ambicioso. Los 15 millones de euros que inyectó Black Toro Capital, la firma de inversión ligada a la sociedad de valores con sede en Barcelona Trea Capital --capitaneada por Carlos Tusquets, Antonio Muñoz y Ramón Betolanza, que ejerce como responsable ejecutivo-- serán suficientes para hacer frente como mínimo a la etapa inicial de la hoja de ruta.

De entrada, tres millones se han destinado al desarrollo y comercialización inicial del nuevo scooter eléctrico urbano del grupo, el modelo Muvi que se presentó el pasado jueves en Barcelona. También han sufragado la apertura de un centro logístico y una oficina de ventas en California donde trabajan ocho personas (la plantilla incluye los dos pilotos) y cubre la comercialización en la costa este.

La previsión de alcanzar como mínimo las 5.000 unidades entre los 70 mercados donde están presentes.

Alcanzar los beneficios en 2017

Esta es la cifra que aparece en el plan de ventas, aunque Contreras manifiesta que hay expectativas de llegar a las 7.000. Esta cifra implicaría que las cuentas arrojaran beneficios y ganar tranquilidad de cara a los próximos años.

¿Necesitarán más capital para poder mantener el ritmo de inversión? El consejero delegado no descarta nuevas operaciones de liquidez pero siempre a tres años vista. Con todo, mantiene el objetivo fundacional de que el grueso del endeudamiento no sea bancario y deja la puerta abierta a recuperar parte del capital que tomó Black Toro.

“El reto actual es despertar el interés en el vehículo eléctrico”, apunta Contreras. El mercado internacional representa el 95% de su facturación, que se reparte en un 60% entre los vehículos de Gas Gas, otro 30% los enchufables de Torrot y el resto de los sistemas de movilidad que engloban la innovación del grupo. El mix no se modificará en los próximos ejercicios.