Menú Buscar
Jaume Guardiola (c), consejero delegado de Banco Sabadell junto a Tomás Varela (i), economista jefe de la entidad, y Gabriel Martínez (d), responsable de comunicación.

El Sabadell no teme al ‘Brexit’

La entidad mantiene su plan de inversión en Reino Unido sin modificar ni una coma y confía en que los términos de la negociación con Bruselas no harán un roto al mercado

4 min

Banco Sabadell ha blindado su proyecto en Reino Unido. El impacto del Brexit se llegó a comer el 17% del valor de sus títulos en el parqué español en la semana siguiente al referéndum. Ahora, mientras amaina la tormenta que se desató en los mercados, la entidad que dirige Jaume Guardiola asegura que no moverá ni una coma en su plan de consolidación en el país, que está en marcha desde el pasado junio, tras la ejecución de la compra de TSB.

“El Big Bang del proceso de integración llegará a finales de 2017 y supondrá unos 160 millones de euros en costes”, indicó el consejero delegado en la presentación de los resultados semestrales este viernes, en Barcelona. La mayor parte de la inversión se destina al desarrollo e implementación de una plataforma operativa que tenga correspondencia con la entidad en España.

Prueba piloto de la banca móvil

La hoja de ruta inmediata pasa por iniciar la prueba piloto de la aplicación móvil que usará el TSB, la gran apuesta en el grupo que centralizará buena parta de la operatividad en el país. En otoño, se empezará a reclutar a los participantes en el test, que se prolongará a lo largo del tercer trimestre.

Los técnicos de Banco Sabadell y los de TSB trabajan de forma coordinada para conseguir el objetivo y, como es lógico, cada equipo cobra con su moneda de referencia en la zona. Pero tras la votación y la depreciación sin precedentes de la libra, eso podría haber tensionado las cuentas de la entidad catalana.

Salvaguardas por el ‘Brexit’

Con todo, la entidad se anticipó a los efectos negativos del Brexit antes del referéndum. Guardiola explicó que se habían cubierto todos los gastos referenciados en euros de la operación y se expresaron todos en libras “en previsión de lo que podría ocurrir”.

La cúpula de Banco Sabadell quiso ofrecer un mensaje de tranquilidad y se mostró optimista en lo que puede ocurrir en los próximos meses. Sobre las condiciones macroeconómicas de Gran Bretaña, el consejero delegado de la entidad señaló que el desempleo es muy bajo (con una tasa del 5,4%) y que las cifras de deterioro que se esperan son “muy pequeñas”.

Perfil de TSB

Afirmó que la desconexión se traduciría en una “economía con un menor crecimiento con menos créditos de nueva concesión y un incremento de la morosidad”. Sin llegar a los niveles del tsunami que arrasó el sector en 2008, tras la caída de Lehman Brothers, y que en el caso de TSB es aún menos destacable por el “perfil del banco, con un crédito hipotecario muy bajo”.

El plan del Sabadell contempla empujar el banco que ha adquirido hacia el negocio financiero en el sector de las pymes, especialmente. Pero este crecimiento no se contempla hasta el inicio de 2018, cuando se haya digerido la integración, y con un entorno que se confía en que sea más estable.

Pacto de desconexión

De entrada, Londres y Bruselas deberán haber pactado ya la desconexión en esa fecha, el gran reto pendiente de asumir para Reino Unido. Ahora, se vive una “calma chica”, indicó el economista jefe, Tomás Varela.

Banco Sabadell se muestra optimista en que no se hará de forma abrupta y que la City resistirá.