Menú Buscar
Fritz Hoderlein, presidente ejecutivo de Everis; Ángel Simón, CEO de Agbar; y Juan Roure, profesor del IESE y moderador del primer 'Diálogo' de la AED.

“Dibujar un futuro que los empleados compren”, clave para redefinir la estrategia empresarial

Los presidentes ejecutivos de Agbar y Everis coinciden en la necesidad de reformar la plantilla para empezar un proyecto nuevo

Redacción
2 min

El cambio en la presidencia ejecutiva de una compañía suele ir acompañado de una nueva dirección en la estrategia empresarial. Es el caso de Fritz Hoderlein y Ángel Simón, que cuando tomaron las riendas de Everis y Agbar, respectivamente, tuvieron que decidir el camino que seguirían las multinacionales.

Ambos han compartido este viernes sus experiencias en el primer Diálogo de la AED, organizado por la Asociación Española de Directivos para celebrar el 20 aniversario desde su creación. En el caso de Simón, su llegada a Agbar supuso en 2004 la concentración de la empresa en un único sector, el agua. “Dejamos atrás la diversificación para dar un giro y, aunque existía la posibilidad de centrarnos en el sector de la construcción, nos decantamos por el agua”, ha explicado.

La importancia del equipo

Ambos han destacado la importancia del equipo humano en la redefinición de la estrategia empresarial. “Dibujar un futuro que los empleados compren” es esencial, según Fritz Hoderlein. Sobre todo en el caso de Everis, donde asegura que el “60% de los trabajadores tienen ofertas de otras compañías sobre la mesa y pueden decidir si continúan contigo o no”.

Pero cuando una empresa emprende un nuevo camino, ambos directivos coinciden en afirmar que es necesario que la plantilla también cambie. En el caso de Hoderlein, su entrada en Everis supuso prescindir de un “número significativo” de trabajadores. “Pero hay que permitir que se adapten los que se quedan”, considera Simón.

Proyectos de futuro

El presidente ejecutivo de la Agbar ha anunciado un cambio de objetivos para 2020. La compañía centra sus esfuerzos en el sector privado, la industria y la agricultura, en los que espera aumentar su negocio significativamente. Del 5% que representa ahora la agricultura, esperan aumentar hasta el 20% en 2020. El cambio irá en detrimento del negocio municipal que, según las previsiones, reducirá su peso del actual 65% al 50%.

Por su parte, el CEO de Everis augura mantener un crecimiento sostenido de entre el 10% y el 15% de manera rentable. Hoderlein opina que el modelo tiene que ser “cada vez más colaborativo”, hecho al que todavía no se ha acostumbrado el mundo empresarial.