Menú Buscar
Imagen de archivo de la familia Cottet, miembros de la cuarta y la quinta generación, junto al alcalde de Barcelona en 2011, Xavier Trias, en la reinauguración del termómetro del centro de la ciudad / CG

Cottet recupera su plan de franquicias para expandirse

La óptica quiere atraer a inversores para crecer en una primera etapa en España con el foco puesto en la internacionalización

09.04.2017 00:00 h.
3 min

La óptica Cottet recupera su plan de expansión a través de las franquicias. La compañía familiar intentó crecer con este modelo en 2009, pero el envite de la crisis y las pérdidas que afectaron al consumo propició que dejaran la iniciativa en el cajón. Consiguió tan solo que tres de los establecimientos del grupo se segregaran e iniciaran su aventura empresarial de forma casi autónoma.

Ahora, la empresa considera que está en posición de recuperar el proyecto. Fuentes conocedoras de la operación aseguran que se ha firmado un pacto con la consultora T4 para redefinirlo. El calendario no está cerrado, pero se trabaja con el objetivo de lanzar la oferta comercial en la segunda mitad del año.

Internacionalización en una segunda etapa

Cottet tiene el foco puesto en el mercado español. La óptica está pendiente de definir el área geográfica concreta, pero se da por descontado que las grandes ciudades del país serán los territorios preferidos para atraer a ópticos profesionales interesados en las franquicias. Incluso se contempla dar el salto internacional si la experiencia es exitosa. Eso sí, en una segunda etapa y también mediante el formato de franquicias.

Su principal palanca para captar a inversores es la marca. Los expertos del sector señalan que Cottet es una de las de mayor prestigio en el sector.

Cuarta generación

De entrada, es una de las decanas del país. La primera óptica abrió en 1902 en el centro de Barcelona, concretamente en el Portal de l’Àngel. El termómetro gigante que se instaló en la fachada de la sede en 1956 es parte del perfil de la capital catalana. El bien está catalogado como elemento de interés social.

El grupo está dirigido desde 2003 por Javier Cottet, representante de la cuarta generación. Seis años después de acceder al cargo, abrió el negocio de audición y capitaneó la primera expansión de la compañía. Pero la crisis hizo mella en las ventas y provocó, además de cambiar los planes respecto a las franquicias, una reestructuración del negocio que llevó a la venta de la división de gafas de sol, Cottet Sol, a la gigante Luxottica en 2014.

Las ventas de ese ejercicio casi alcanzaron los 18,7 millones de euros. Un año después, el último consolidado en el Registro Mercantil, se quedaron en los 18,3 millones. El resultado del ejercicio evolucionó de forma similar, pues pasaron de los 2,8 a los 1,5 millones de euros. Los portavoces del grupo aseguraron hace meses que la previsión de 2017 era alcanzar los 27 millones de facturación. Cottet da trabajo a 250 personas.