Menú Buscar
Un hombre coge productos refrigeradores en el supermercado, que experimenta picos de venta en gran consumo / EP

El consumo en España se hunde y Cataluña lidera el desplome con un 46%

Transporte (-88,5%), turismo (-79,8%) y moda (-54%), los sectores más afectados por el coronavirus frente al sector de la alimentación que crece más de un 15%

2 min

El parón económico en España es evidente. En pleno confinamiento las salidas de los españoles se han reducido a acudir a los supermercados, uno de los pocos sectores que resiste la virulencia del coronavirus en nuestra economía.

Basta con ver los datos recogidos en un estudio por el banco Bnext. Según el informe, el consumo cae casi un 40% en España desde el comienzo del estado de alarma. Las medidas restrictivas de movimiento también han afectado al consumo, concretamente un 37,9% de media.

La región más castigada en el consumo es Cataluña. Concretamente, el gasto se ha reducido hasta un 46%, un 9% por encima del resto de España. 

El turismo y el transporte, los sectores más perjudicados

En cuanto a sectores, el neobanco afirma que el sector del turismo ha sido el que peores datos ha registrado durante este confinamiento ya que ha descendido un 79,8%. La principal razón que arguye Bnext es “la prohibición de viajar durante el estado de alarma”. 

Otro de los sectores más afectados a nivel nacional es el del transporte que ha registrado un descenso del 88,5% desde el inicio del confinamiento.

Los hombres compran más

En dicho estudio también se especifica por edades y por sexo. En cuanto a la segunda variable, los hombres hacen el 56,6% las compras realizadas en los domicilios mientras que las mujeres se quedan en el 37,6%.

El gasto medio en el caso de las compras online ha aumentado de forma sensible, alcanzando los 95 euros durante este periodo de cuarentena, mientras que en las compras en las tiendas físicas llega a los 78 euros.

Por último, en cuanto a las edades se refiere, los jóvenes entre los 18 y los 30 años son los que más han reducido el gasto, superando el 45% durante la primera quincena de confinamiento.