Menú Buscar
Sede de Textil Batcor en Terrassa / CG

Textil Batcor suspende pagos

También insta concurso de acreedores la firma de lencería Intimo Innova, del grupo Comercial Jacinto Parera

03.07.2019 00:00 h.
3 min

La compañía Textil Batcor, de Terrassa, llevó sus libros contables al Juzgado Mercantil número 10 de Barcelona el pasado jueves 27 de junio para solicitar el concurso de acreedores. Este expediente viene precedido de un preconcurso instado en abril que no ha culminado con éxito.

Batcor fue constituida en 1997 por Marcos Bataller Cortés, aunque sus orígenes se remontan a los años 70. La empresa toma el nombre de las primeras letras de sus apellidos. Desde 2006 la sociedad está dirigida por su hermano Moisés Bataller Cortés.

Textil Batcor tiene sus principales instalaciones en Terrassa, donde cuenta con más de 3.000 metros cuadrados dedicados a la producción de laminados y doblados. Además, en las inmediaciones dispone de otros centros para tejeduría y acolchado.

La maquinaria textil circular de Batcor permite manufacturar tejido propio de rizo y punto liso de algodón, poliéster, tencel y viscosa. La empresa tiene una quincena de empleados.

Batcor es especialista en la producción y comercialización de tejidos para la confección, destinados a los sectores   hogar, hospitalario, colectividades, puericultura, hostelería, corsetería y tapicería.

Comercial Jacinto Parera-Intimo Innova

El menguado sector textil catalán registra otro percance mercantil. Lo protagoniza Intimo Innova, domiciliada en la calle Sant Adrià de Barcelona, que ha promovido el concurso de acreedores ante el Juzgado Mercantil número 7.

Esta compañía se dedica a la venta de lencería y otras prendas íntimas textiles, y tiene de administrador a Xavier Paré Busto. Intimo Innova se constituyó en 1996 como Ivette Mad Industries, dentro del histórico grupo Comercial Jacinto Parera. CJP fue fundado en 1972 en Barcelona por la familia que le da nombre.

Comercial Jacinto Parera ha perdido la mitad de la cifra de negocio desde mediados de los años noventa, cuando a la sazón rondaba los 20 millones. En los últimos ejercicios  ha continuado el descenso, al pasar entre 2015 y 2017 pasa de 12,6 a 9,6 millones. Este último año tuvo unas pérdidas de un millón.

¿Quiere hacer un comentario?
Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información