Menú Buscar
Dos ejemplos de comercio cerrado por las medidas frente al coronavirus / CG

Desastre económico en el comercio catalán por el coronavirus: pierde 525 M€ a la semana

La paralización de la actividad empresarial decretada por la pandemia ha dejado en casa sin trabajar a 209.000 personas

3 min

El cierre forzoso de la mayoría de los comercios de Cataluña por las medidas acordadas para evitar la propagación del Covid-19 está provocando unas pérdidas de 525 millones de euros semanales en el sector. Estos son los datos que maneja el Govern, desde donde se ha comunicado que unas 209.000 personas de este ámbito económico se han quedado en casa sin trabajar.

Àngels Chacón, consejera de Empresa y Conocimiento de la Generalitat, ha sido la encargada de dar a conocer estas cifras en rueda de prensa. Se ha mostrado especialmente preocupada por la afectación en las pymes, que suponen el 95% del entramado empresarial catalán, y por los sectores del comercio y el turismo. 

El 60% de comercios cerrados

La mayor parte de la red comercial de Cataluña está inactiva por el estado de alarma decretado por el Gobierno. Chacón ha comunicado que las medidas contra el coronavirus han supuesto el cierre de 66.000 establecimientos comerciales, el 60% del total. Por otra parte, unos 32.000 comercios de alimentación están trabajando "a máxima capacidad".

Frente a esta situación, ha subrayado la necesidad de aprobar medidas para "garantizar la supervivencia del tejido productivo". Ha calificado como una "obsesión" la necesidad "de que no se pare la actividad económica" para que el impacto económico de la pandemia sea lo más reducido posible. 

Impulso al turismo

Respecto al turismo, la consellera ha dado por hecho que, una vez perdida la Semana Santa, la temporada de verano no será buena. Frente a ello, ha defendido que su departamento está elaborando un plan de contingencia para dirigirse directamente a los mercados más próximos y atraer visitantes.

Se centrará sobre todo en el turismo interior de Cataluña y España y en los visitantes de Francia. Posteriormente, se impuslarán las visitas desde los Países Bajos, Alemania y el norte de Italia.

Cambio de 'target' 

Esta estrategia supone "un cambio de rumbo total", ya que la Generalitat trabajaba en atraer a más turistas asiáticos y de norteamérica e incrementar el gasto por visitante.

"El verano quedará muy afectado. Monitorizamos a los operadores del sector para que, en el momento en que se produzca el desconfinamiento, podamos actuar muy y muy rápido", ha dicho, tras recordar que el turismo representa el 12% del PIB catalán y el 14% del empleo.