Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
El presidente de la Inmobiliaria Colonial, Juan José Brugera / EP

Colonial recorta sus beneficios un 23% en el primer trimestre por las desinversiones

Las ingresos por rentas de la socimi caen un 9% hasta marzo como consecuencia de la venta de activos no estratégicos

5 min

Colonial ha obtenido un resultado neto recurrente de 28 millones durante el primer trimestre de 2021, un retroceso del 23% respecto a los resultados registrados en el mismo periodo de 2020 (36 millones de euros). Los ingresos por rentas han sido de 78 millones --una disminución del 9% si se lo compara con el arranque del ejercicio anterior-- y el resultado bruto de explotación (ebitda) de 68 millones de euros. El recorte fue mayor en Barcelona (un 19% inferior), que en Madrid (12%) y París (4%).

"Las cifras de ingresos y beneficios van a la baja, pero son consecuencia directa de las desinversiones de 2020. El negocio de Colonial mantiene una estabilidad notoria en términos comparables", ha explicado Pere Viñolas, consejero delegado de la compañía. A la ejecución de un intenso programa de desprendimiento de activos no estratégicos se ha unido la aceleración del programa de renovación de la cartera en los mercados en que opera.

Aumento de la actividad

Pese a estos resultados, la socimi ha puesto en valor el aumento de la actividad registrado entre enero y marzo, un 120% superior a la del curso anterior. A cierre del primer trimestre de 2021, Colonial ha formalizado 25 contratos de alquiler de oficinas, correspondientes a 29.759 metros cuadrados y con unas rentas anuales de nueve millones de euros. La plaza con mayor movimiento ha sido Barcelona, que acumula un 56% de la actividad comercial, seguida de Madrid (37%) y París (7%).

En comparación con la renta de mercado de diciembre 2020, los precios de alquiler firmados han aumentado un 3% en este primer trimestre. En especial, la empresa ha destacado el portfolio de París, donde los precios han crecido un 11% versus la renta de mercado. En términos comparables, es decir, previa neutralización de inversiones, desinversiones y el efecto de los proyectos en reposicionamiento, los ingresos por rentas se han situado en línea con el año pasado con una ligera subida del 0,6%.

Inversiones estratégicas

Tras su estrategia vendedora iniciada en 2019, actualmente la compañía tiene comprometidos 150 millones de euros en inversiones para distintos proyectos entregados o en vías de ejecución en 2021. Recientemente, la firma ha finalizado los trabajos de rehabilitación integral del edificio ubicado en Diagonal 525. Este inmueble será la nueva sede de Naturgy en la capital catalana, que ha rubricado un pre-acuerdo de alquiler por diez años con Colonial.

En la Ciudad Condal, el grupo ejecutará a lo largo de este año operaciones de ampliación en Diagonal 532 y la Torre Marenostrum del distrito 22@, en que se ha transformado el edificio de monousuario a multiinquilino. Además, Colonial ultima las obras de remodelación en 103 Grenelle y Cézanne Saint-Honoré (París).

Impacto del teletrabajo

Respecto al impacto del teletrabajo tras la pandemia, Viñolas ha destacado la política previsora de la empresa: "Las tendencias de futuro van hacia la flexibilidad, la sostenibilidad y la experiencia. En buena medida, la desinversión que hemos realizado en una tipología de edificios para invertir en otros está respondiendo bien a las demandas que vienen del Covid".

La compañía mantendrá su apuesta por el mercado CBD --siglas en inglés de Center Business District, zonas prime en el centro de los grandes ciudades-- y, de hecho, el consejero delegado ha apuntado que este 2021 supondrá un "punto de inflexión" para regresar a la política compradora de la inmobiliaria.

Resultados en 2020

El grupo cerró el ejercicio anterior con un beneficio de dos millones de euros, una cifra irrisoria en comparación con los 827 millones ganados en 2019. La explicación de este desajuste se debe a la intensa desinversión acometida por la firma a lo largo del año pasado.

En total, la compañía se ha deshecho de un portfolio por valor de 617 millones de euros, de los que 413 corresponden al programa Alpha V, ejecutado a final de 2020 y que incluye dos fincas de oficinas en París, otro en Madrid y una nave comercial a las afueras de Barcelona. Esto ha permitido reducir la deuda financiera un 10% y situar la ratio sobre el valor de activos en el 35%.