Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Banderas de la Unión Europea frente a la sede de la Comisión. Colegios progesionales / EP

Colegios profesionales catalanes plantean 12 propuestas para mejorar las administraciones públicas

Economistas, abogados e ingenieros asumen que la calidad de las instituciones públicas en Cataluña es "relativamente baja" y consideran clave gestionar bien los fondos europeos para avanzar

6 min

Tres colectivos de profesionales de Cataluña --el Colegio de Economistas, el Ilustre Colegio de Abogados de Barcelona (ICAB) y el Colegio de Ingenieros de Caminos, Canales y Puertos-- han presentado 12 propuestas para mejorar el funcionamiento, la eficiencia y competitividad de las administraciones públicas y su toma de decisiones, con vistas a la gestión de los fondos europeos Next Generation y la recuperación económica.

El frente común colegial enfatiza la necesidad de priorizar el avance de la "gestión del conocimiento" y la formación de los empleados públicos. Por todo ello, han creado un grupo de trabajo para evaluar las políticas públicas.

Ámbito estatal, autonómico y municipal

"Hay que mejorar urgentemente la capacidad de nuestras instituciones --la estatal, la autonómica y la municipal-- de gobernar un mundo de una complejidad creciente y diferente, aportando posibles fórmulas para alcanzar la eficiencia de la gestión pública", apuntan estas tres entidades en un comunicado.

Entre los capítulos analizados figuran las dificultades de las administraciones en la toma de decisiones en políticas de inversión pública, el desarrollo urbanístico, las infraestructuras y los servicios públicos.

Equipararse a los países más avanzados de Europa

Según estos tres colegios profesionales, "nos hallamos en un momento decisivo en el camino de poder equipararnos a los países más avanzados de Europa", gracias a los planes de recuperación económica impulsados por la Unión Europea a raíz de la crisis del coronavirus. Y consideran clave llevar a cabo una "correcta distribución y aprovechamiento" de los fondos destinados a tal fin.

Los profesionales animan a otros agentes implicados, como profesionales de la Administración, partidos políticos y organizaciones e instituciones de la sociedad civil, entre otros, a sumarse al debate sobre sus 12 propuestas. 

Calidad "relativamente baja" de las administraciones catalanas

El primer punto de su texto alerta de que la calidad de las administraciones públicas catalanas es "relativamente baja" en comparación con el resto de Europa, y apuntan que la crisis económica de 2008 no desembocó en una "mejora apreciable".

Asimismo, los tres colegios alertan que las administraciones presentan una "rigidez excesiva" y dificultades para cooperar entre ellas, y han reclamado repensar "las condiciones de acceso a la función pública" para promover "la captación de talento" por parte de las administraciones.

Sus 12 propuestas

1. Tomar conciencia de la "relativa" baja calidad de las administraciones públicas catalanas, analizar sus causas e impulsar los modelos de calidad existentes para mejorarlas.

2. Ser conscientes de que las decisiones políticas tienen un impacto directo en las instituciones y no deben tomarse desde el tacticismo político.

3. La separación creciente entre el discurso político y los problemas sociales es evidente y contrasta con la velocidad de las empresas para reinventarse. La Administración debe reinventarse de manera más rápida y tener presentes algunas experiencias de cooperación público-privada para ofrecer servicios más eficientes.

4. Evitar la "judicialización" de las decisiones públicas. La decisión final no debe quedar en manos de los jueces. En este sentido, los tres colegios apuntan que no es un problema solo catalán o español. A su modo de ver, "el incremento del populismo y el clientelismo han reafirmado las visiones políticas a corto plazo" y los gobiernos y administraciones "han sido incapaces de buscar soluciones políticas a retos que les superan y han dejado en manos de jueces las decisiones importantes", según el comunicado.

5. Las diputaciones provinciales siguen siendo imprescindibles para apoyar a los municipios. Se necesita más cooperación entre municipios. En este sentido, pone como ejemplo el caso de la ciudad de Barcelona y la treintena de ayuntamientos que la circundan, instando a impulsar su área metropolitana, además de denunciar la ineficiencia del sistema de comarcas.

6. La cooperación entre territorios, sectores y grupos de interés requiere mayor voluntad política. Es necesario un marco legal y financiero favorable.

7. El concepto de interés general y de interés público como criterio instrumental debe determinarse con suficiente claridad y transparencia en las políticas públicas.

8. Promover el gobierno en red y descentralizar la toma de decisiones en el territorio.

9. Promover más la transparencia en la gestión pública para favorecer la participación ciudadana, incorporando el conocimiento independiente de los expertos.

10. Repensar las condiciones de acceso a la función pública para promover la captación de talento.

11. Mayor formación interdisciplinar, técnica, económico-financiera y legal de profesionales de las administraciones para aumentar la inteligencia corporativa y la sensibilidad social.

12. Poner en valor instrumentos organizativos que ayudan a separar más el rol político del rol del funcionario / directivo público en la gestión.