Menú Buscar
Fachada del Ayuntamiento de Terrassa

Los ciudadanos de Terrassa aprueban la gestión del agua

El barómetro de la ciudad encargado por el ayuntamiento confirma que los vecinos están contentos con este servicio en vísperas de la municipalización

3 min

Los ciudadanos de Terrassa (Barcelona), tercera urbe catalana por número de habitantes, aprueban la gestión del abastecimiento de agua en vísperas de la municipalización del servicio. En detalle, los tarrasenses le otorgan un 7,01 en el barómetro de la ciudad de 2018, encargado por el mismo ayuntamiento para saber cómo se respira en las calles de la capital vallesana.

El del agua es el quinto servicio mejor valorado por los ciudadanos de Terrassa, solo por detrás del transporte público local, centros cívicos, oferta comercial y entorno natural. Estos cinco puntúan por encima del 7, notable, mientras que el resto (hay 31 puntos en total) reciben notas inferiores. En rojo solo están marcados el aparcamiento (4,02) y las oportunidades laborales (4,99), y aprueban, por poco, el mantenimiento de las calles (5,25), su limpieza (5,38) y el civismo (5,42).

Por encima de la media

En esta línea, la nota media otorgada por los tarrasenses a todos los servicios es del 6,89. Por lo tanto, la gestión del agua está por encima de este corte. Se da la circunstancia de que el abastecimiento de agua es el que también recibe la mayor cantidad de excelentes (21,6% de las respuestas lo puntúan por encima de 9) junto con el transporte público dentro de la ciudad (21,8%), mientras que cuenta con el 45,6% de notables y solo el 10,9% de suspensos, según se desprende del barómetro municipal.

Con esta nueva encuesta, el Ayuntamiento de Terrassa, gobernado por el socialista Alfredo Vega desde la dimisión de Jordi Ballart, dispone de tres fuentes distintas que coinciden en la aprobación que los ciudadanos de la ciudad olímpica hacen del servicio del agua. En agosto del año pasado, fue el Observatorio de Servicios Urbanos el que cifró en un 68% el número de tarrasenses satisfecho con este servicio.

Empresa pública

En diciembre, un estudio publicado por Crónica Global explicó que solo el 3,7% de los vecinos de Terrassa veían un problema la gestión del agua. Ello confirmó que la municipalización del servicio se trata de un debate más político que ciudadano. Y es que Terrassa podría ser la primera gran ciudad catalana cuyo ayuntamiento asumiese esta parcela.

Hace pocas semanas, el consistorio comunicó de modo formal que el próximo 19 de diciembre el servicio del agua lo tendría que prestar una empresa de titularidad pública de nueva creación, Terrassa Cicle de l'Aigua. Mina Pública d'Aigües de Terrassa lleva 75 años gestionándolo y este cambio, este fin de la concesión, genera inquietud entre los trabajadores del grupo, aunque el plan es que integren la nueva compañía.