Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
El exconsejero delegado de Banco Sabadell y presidente de la Fundación Esade, Jaume Guardiola, y la presidenta de la Fundación Tanja, Rosa Cañadas / CG

El Círculo de Economía votará en unas reñidas elecciones el 12 de julio y por primera vez

El presidente saliente, Javier Faus, esperará a que pasen las jornadas para convocar unos comicios que se describen como “una lucha entre los ‘pijos’ del Empordà y los del ‘upper' Diagonal"

11 min

Los 1.300 socios del Círculo de Economía estarán llamados a las urnas, salvo sorpresas de última hora, el martes 12 de julio. Esa es la fecha que tiene en la cabeza el presidente del lobby económico barcelonés, Javier Faus, para celebrar las primeras elecciones en la historia de la institución. Unos comicios que aún no están convocados pero que por su novedad ya han generado una pugna interna en la organización y, por ende, en la ciudad.

Fuentes próximas al Círculo describen la pugna que se avecina como “una lucha entre el grupo de los pijos del Empordà y Puigcerdà y los del upper Diagonal”. Se conoce desde hace meses que habrá dos candidaturas que batallarán para recoger el testigo del fundador y presidente de Meridia Capital el próximo verano: una encabezada por el exconsejero delegado de Banco Sabadell ya retirado y presidente de la Fundación Esade, Jaume Guardiola, y la liderada por la presidenta de la Fundación Tanja, Rosa Cañadas. El actual choque entre ambos es sobre quién enarbola con mayor mérito la bandera de garante de las esencias del Círculo de Economía.

Mal favor de la directiva a Guardiola

Que la actual junta directiva de Faus mostrase de forma pública su “amplio apoyo” a Guardiola en diciembre dio un impulso inicial al banquero jubilado en este sentido. Con todo, el paso al frente de la cúpula ha creado un profundo malestar en la institución. Incluso entre los integrantes de un grupo tan influyente como son los expresidentes, hecho que inclina la balanza a favor de Cañadas.

Los antecesores de Faus en el cargo no avalaron este posicionamiento público pocas horas después de que todos ellos se reunieran y acordaran por unanimidad pedir al aún líder de la institución un último esfuerzo para intentar unificar las dos candidaturas y, de lo contrario, garantizar unas elecciones “ejemplares”.

Todos los expresidentes del Círculo de Economía / MONTAJE CG
Todos los expresidentes del Círculo de Economía / MONTAJE CG

Cabe tener en cuenta que este grupo ya había mostrado su incomodidad con la relevancia mediática que habían tomado los comicios del Círculo de Economía y comunicaron su temor de que un pulso sucio entre ambas candidaturas crease una fractura en la organización. Y que la junta apoyase a Guardiola se leyó como una mácula al proceso “ejemplar” que se reclamaba.

Los expresidentes

En los meses que han pasado desde este encuentro, el preludio de los comicios, el malestar ha sido creciente. El enojo ha llegado hasta el punto de que han surgido críticas a Guardiola por no dejar la junta directiva, un paso que algunos consideran necesario para no empañar la pulcritud de las elecciones. Y, en una organización con tradiciones tan arraigadas como el Círculo de Economía, lo que piensan los expresidentes tiene mucha influencia sobre el resto de la institución.

En estos momentos hay unas divisiones muy claras en este grupo. Pedro Fontana está tan implicado en la candidatura de Guardiola como Carlos Tusquets lo está en la de Cañadas. Salvador Alemany, Joan Molins y Juan José Brugera son los que han mostrado de forma más clara la incomodidad de que las elecciones del Círculo de Economía den que hablar e insisten en celebrar un proceso “ejemplar”.

Antoni Brufau y Joan Mas Cantí fueron los principales defensores de unir candidaturas y, en este momento, piden paz hasta que llegue la convocatoria formal de los comicios, mientras que Antón Costas y Josep Piqué se han acercado a Cañadas. Coinciden todos ellos en exigir neutralidad y transparencia en el proceso, evitar de todas las formas posibles la polémica en la primera experiencia electoral de la institución.

Marfà, garante del proceso

El material de base con el que cuentan no brinda demasiadas garantías. El proceso electoral del Círculo de Economía se confeccionó durante la presidencia del desaparecido José Manuel Lara Bosch y, tal y como indican fuentes de la organización, “nunca se pensó que realmente se usaría”. Deja lagunas que ahora no se pueden cambiar, no hay ni tiempo ni voluntad de reformar los estatutos. Se considera que cualquier modificación en estos momentos acabaría en los tribunales, ya que se da por sentado que alguna de las dos candidaturas en liza consideraría que se ha hecho para perjudicarles.

El presidente del Cercle d'Economia, Javier Faus / EP
El presidente del Cercle d'Economia, Javier Faus / EP

La alternativa que se ha elegido para interpretar y aplicar el reglamento en los próximos meses es dejar el proceso en manos de uno de los asesores externos más consolidados del Círculo, el abogado Jaime Marfà. Socio fundador del despacho especialista en derecho público Marfà Badaroux, a pesar de su juventud conoce de primera mano tanto la institución cono sus estatutos. Ejercía de asociado en el departamento de Derecho Administrativo de Garrigues en los años en que el despacho asesoró a Lara Bosch en la renovación estatutaria que hoy sirve de base.

Para que el trabajo sea más liviano, se plantea fichar a otro externo para que le ayude. Con todo, el Círculo aún no ha iniciado el proceso de selección de este letrado adjunto.

Acusaciones cruzadas

Que el nombre de Marfà esté sobre la mesa ha sido un pequeño bálsamo para ambas candidaturas. Se han lanzado acusaciones cruzadas. El entorno de Guardiola denuncia que Cañadas lleva más de un año en campaña y que se ha visto con un millar de socios. Mientras la de Cañadas denuncia que la notaria Camino Quiroga, miembro de la junta saliente del Círculo y que va de la mano del banquero, ha empezado a recoger presuntos avales para formalizar la candidatura que apoya. Quiroga, pareja del socio de Mediapro Tatxo Benet, conocido independentista, y el propio Guardiola, amigo personal de Artur Mas, son vistos como un peligro nacionalista.

Esta última cuestión fue zanjada en la reunión de la cúpula del lobby que tuvo lugar el pasado lunes. Según los presentes, Faus fue muy claro en que en el proceso final no valdrá ningún documento que no sea el oficial otorgado desde la organización. Y la convocatoria no se dará en el corto plazo.

Elecciones vs. jornadas

El actual presidente, que recibe críticas desde los dos ámbitos, ha dejado claro que no convocará las elecciones del Círculo de Economía hasta que no pasen las jornadas. La reunión anual que el lobby organizará el 4, 5 y 6 de mayo en el hotel W de Barcelona. Faus explica que quiere evitar que el pequeño Davos que intenta organizar se convierta en el escenario del pulso entre Guardiola y Cañadas y se den “situaciones bizarras” como la búsqueda de avales ante los invitados.

El Rey Felipe VI, entre el presidente surcoreano, Moon Jae-in (izquierda) y el presidente del Círculo de Economía, Javier Faus / QUIQUE GARCÍA - EFE
El Rey Felipe VI, entre el presidente surcoreano, Moon Jae-in (izquierda) y el presidente del Círculo de Economía, Javier Faus / QUIQUE GARCÍA - EFE

Por todo ello, la principal preocupación del presidente y del resto del staff de la institución es aislar el encuentro económico de los tambores electorales. Para que los comicios se celebren en la primera quincena de julio, una de las peticiones de Cañadas que se ha atendido para evitar una votación casi en periodo vacacional, implica que la junta directiva se reúna entre el lunes 10 y el martes 11 de mayo para despedirse y realizar la ansiada convocatoria. Los estatutos indican que los comicios deben celebrarse dos meses después de ese momento, hecho que implicaría llegar hasta el martes 12 de julio o alguna fecha próxima en esa misma semana.

Mesa electoral

Los estatutos también marcan que es la mesa electoral la que decidirá sobre procesos internos clave para los comicios como son la delegación de voto o la elección por correo. Estará formada por un expresidente, que no puede ser Faus; dos de los 1.300 socios que se elegirán por sorteo; y dos miembros de la junta saliente que no continúen. El “amplio apoyo” que dio el órgano directivo a Guardiola también tiene efecto en la confección del órgano electoral, el garante de la neutralidad y que se apoyará en Marfá.

Se confía en que las dos candidaturas puedan llegar a acuerdos en ese momento para evitar impugnaciones que dilaten el proceso. Por ahora, la prioridad de la dirección del Círculo de Economía es la jornada anual de mayo. El choque entre grupos del lobby tiene lugar en el resto de la ciudad.